Pepper es el primer robot capaz de leer emociones

Una empresa japonesa empieza a usar robots dependientes en sus tiendas

La compañía japonesa de telecomunicaciones Softbank presentó un robot capaz de comunicarse con personas y de interpretar sus emociones, que ejercerá de dependiente en sus tiendas y que será lanzado al mercado en 2015 para su uso en el hogar.

Una empresa japonesa empieza a usar robots dependientes en sus tiendasUna empresa japonesa empieza a usar robots dependientes en sus tiendas
  • linkedin
  • google+

El autómata, bautizado "Pepper", ha sido desarrollado de forma conjunta por SoftBank Mobile Corp y la compañía francesa de robótica Aldebaran Robotics, y es "el primer robot personal del mundo capaz de leer emociones".

Los visitantes de los establecimientos de Softbank en los distritos comerciales de Ginza y Omotesando podrán conversar con "Pepper" "de forma natural" y como si fuera un interlocutor humano, explicó el director ejecutivo de la empresa, Son Masayoshi, al presentar el robot.

Softbank añadió que planea desplegar más robots del mismo tipo en sus tiendas de todo el país para "servir" a sus clientes, aunque no especificó si el objetivo es que los autómatas sustituyan de forma progresiva a sus dependientes humanos. "Pepper", además, saldrá al mercado en febrero de 2015 destinado al uso en el hogar, por un precio estimado de 198.000 yenes (1.400 euros).

"Se trata de un robot que se comporta de forma autónoma, y está alimentado por el amor", afirmó Masayoshi, quien también señaló que el humanoide "ayudará a minimizar la tristeza, en Japón y en todo el mundo". El autómata tiene una altura de 120 centímetros y un peso de 28 kilos, y está equipado con un interfaz de "reacción pro-activa" que le permite reconocer la voz humana, analizar su tono e interpretar gestos faciales o lenguaje corporal.

También es capaz de bailar y hacer bromas, entre otras cualidades "de entretenimiento" que el robot podrá aprender por sí mismo a partir de la interacción con personas, y destinadas a su futuro uso comercial. Estas funciones también podrán ampliarse mediante la instalación de aplicaciones en cuyo desarrollo ya está trabajando Softbank. "Pepper" posee cabeza y extremidades superiores articuladas, se desplaza con unas ruedas instaladas en su tren inferior y cuenta con una autonomía de 12 horas.

La compañía nipona, propietaria de la estadounidense del mismo sector de Sprint Nextel, puso en marcha en 2010 un plan para desarrollar robots con inteligencia artificial avanzada, y en 2013 creó una filial específicamente destinada a la producción comercial de autómatas para el hogar y para el ámbito sanitario.