ENTREVISTA CON EMILIO GALLEGO, DIRECTOR GENERAL DE UMANICK

Sigue los pasos de Umanick en su desembarco en EE.UU.

Una empresa con seguridad es una empresa controlada. Umanick vela por ofrecer el mejor servicio de identificador de personas a otros negocios que se dediquen a sistemas de pagos, gestión documental, gestión hospitalaria e historia clínica electrónica, control de acceso físico y lógico, banca on-line, entre otros. Emilio Gallego, Director General de Umanicknos cuenta las claves para conseguir llevar su negocio al otro lado del charco a base de esfuerzo y constancia. 

Sigue los pasos de Umanick en su desembarco en EE.UU.Emilio Gallego e Ilko García de Umanick
  • linkedin
  • google+


¿Cómo se convence a la Generalitat Valenciana para conseguir un préstamo participativo siendo una empresa nueva creación?



Porque se trata precisamente de un instrumento dirigido a empresas de reciente creación. El IVF (Instituto Valenciano de Finanzas) creó el instrumento del préstamo participativo para ayudar a empresas valencianas en fases semilla o early stage. Se excluyen los sectores financiero e inmobiliario, y como línea general suelen financiar empresas de base tecnológica y modelo de negocio escalable, con proyectos sólidos.



Tras un arduo estudio en dos etapas (CEEI Valencia y el propio IVF), estimaron que la empresa reunía los requisitos necesarios para optar al préstamo, y que el equipo emprendedor tenía la experiencia suficiente como para asumir el riesgo del préstamo.



Personalmente creo que no debería haber subvenciones a fondo perdido para las empresas, sino que se deberían aumentar ostensiblemente los préstamos participativos.



¿Cómo consiguió ir a EE.UU y tener una oficina allí?



El Spain Tech Center es un organismo del ICEX (Instituto de Comercio Exterior de España) en San Francisco, que ayuda a empresas españolas a introducirse en el mercado del Silicon Valley. En octubre organizaron su primer programa de aceleración, y seleccionaron a 14 empresas de entre las aproximadamente 80 españolas que nos postulamos. Umanick fue seleccionada y participó en dicho programa durante 5 semanas.



¿Qué ha conseguido con ello?  ¿Para qué le ha servido?



Umanick tiene desde sus inicios una visión global, y nuestros productos están enfocados para venderse en el extranjero. Nuestro software es un servidor de identificación de personas por tecnologías biométricas (huella dactilar, reconocimiento facial, iris y voz), y nuestros clientes son otras empresas de software. En el Silicon Valley está la mayor concentración de empresas de software potenciales clientes de Umanick, y por ello el interés de acudir a este mercado, por el mucho mayor número de oportunidades allí existentes.



En estas 5 semanas de trabajando conseguí conocer el ecosistema del Silicon Valley, saber cómo se hacen negocios allí, quiénes son los distintos actores, cuestiones legales y de inmigración. Y por supuesto he conseguido contactos de empresas con las que poder desarrollar negocio.



¿Cómo es el ‘hacer’ negocios en EE.UU.?



Yo sólo conozco Silicon Valley en primera persona, y es verdad que Estados Unidos en general no está tan bien como California, ni California tan bien como Silicon Valley, que para los negocios en TIC es un lugar privilegiado. En muchos sentidos en la zona del Silicon Valley es más fácil hacer negocios que aquí. Para empezar porque allí sí hay mercado, sí hay a quien vender. En España ahora mismo el consumo interno es casi inexistente, hay muy poca demanda, pocos invierten, pocos compran. Allá no se percibe ninguna crisis, sino afán de innovación constante, e inversión. Por tanto, quien pueda aportar valor a las muchas empresas allí existentes, podrá vender. Pero eso sí, la propuesta de valor tiene que estar muy clara, y ofrecer soluciones competitivas, porque muchas otras empresas similares pueden estar ofertando algo parecido.



¿Ha evolucionado las ventas de su empresa en ese sentido?



Estoy desarrollando las relaciones comerciales que comencé allá, con varias oportunidades abiertas, que espero poder concretar en ventas dentro de no mucho tiempo. Y por supuesto, tendremos que seguir invirtiendo en dicho mercado para desarrollarlo más. Éste no ha sido más que el primer paso.