Una firma desconocida española que apuesta por la exclusividad

Spania GTA, la firma automovilística que construye 15 deportivos al año

Una firma desconocida española que apuesta por la exclusividad

Spania GTA, la firma automovilística que construye 15 deportivos al añoSpania GTA, la firma automovilística que construye 15 deportivos al año
  • linkedin
  • google+

La marca española Spania fabrica coches deportivos de lujo, pero el éxito de la firma está en contar con una lista de espera que tienen sus ediciones limitadas. Comenzaron fabricando cuatro coches al año y ahora fabrican 15.  El truco consiste en vender un coche configurado como si fuese una joya, es muy exclusivo. El cliente lo que valora es que sea una construcción artesanal.

Si hubieran contando con más dinero podrían haber ido más rápido, pero lo que no cambiaría demasiado es el número de clientes. La escasez es una de las claves del éxito de este negocio. Al fabricar 15 coches anualmente, solo existen 15 clientes al año en todo el mundo que pueden tenerlo, por lo que hay lista de espera.

Esta limitación que hay de fabricación de modelos ha influido directamente en el precio que se paga, pues hay que hacer una inversión en su fabricación. El precio del coche en fábrica es de 870.000 euros impuestos incluidos aparte. Otros competidores como Pagani, se venden por uno o dos millones de euros. Esto hace que en poco tiempo aumentarán los precios del Spania a 1.200.000 o 1.300.0000 euros con la mejora de calidades o terminaciones, pero ya tienen a clientes que reconocen su marca a nivel internacional, uno de los pasos más complicados.

Las ediciones limitadas aumentan el precio

La subida de los precios la piden sus propios distribuidores para el mercado internacional. Es importante que Spania tenga un precio parecido a la competencia para que el cliente de lujo no piense que compra un producto más pobre.

La limitación existente en cuanto a los clientes es propia, pues el público al que están dirigidos es bastante amplio. Existen multimillonarios en todo el planeta que pueden comprar un Spania, pero si aumentaran la producción el precio no podría ser tan elevado. En Lamborghini por ejemplo, lanzan un modelo de tres o cinco unidades, bastante exclusivos que vende en tres millones de euros y suelen quitárselo de las manos hasta el punto que no salen ni al mercado.

Una ventaja de este tipo de negocios es la rapidez con la que se hacen beneficios, ya que no cuesta vender el producto y se hace a buen precio. El lado que requiere más trabajo es crear la marca y esto no es sencillo. A Spania le ha costado siete años.

Actualmente la empresa factura 10 millones de euros y quiere aumentar sus cifras subiendo los precios y diversificando la oferta. El objetivo es entrar en las berlinas de lujo, aunque tienen claro que no pueden fabricar más de 50 coches anuales, entre deportivos y berlinas.

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.