El ecommerce debe ser una prolongación de tu empresa en Internet

‘Secretos’ para adaptar tu empresa al mundo digital

Adaptar tu empresa al mundo online es necesario para subsistir. Los hábitos de compra han cambiado entre los consumidores, que ya no se trasladan siempre a los puntos físicos de venta. Ahora consultan, comparan y compran desde cualquier lugar y en cualquier momento a través incluso de sus dispositivos móviles, señala a infocif Javier Echaleku, director general de Kuombo.

Estos son los ‘secretos’ para adaptar tu empresa con éxito al mundo onlineLa tienda online es un departamento dentro de tu empresa
  • linkedin
  • google+


¿Cómo adaptar tu empresa al mundo online?



El ecommerce debe constituir un canal más de difusión, comunicación y venta de los productos de una empresa a los consumidores, no el único, razón por la que hay que intentar que constituya parte de la empresa “como si se tratara de un departamento más”, indica el responsable de Kuombo, firma especializada en ayudar y orientar a las compañías en el desarrollo de sus negocios online.



Muchas empresas creen que por el simple hecho de abrir un comercio online o estar en Internet, los consumidores van a acudir a ella y comprar sus productos sin que la firma se preocupe en promocionarlos, actitud que el responsable de Kuombo considera un error, dado que el ecommerce debe ser una continuación de las actividades de la empresa y un apoyo para conseguir más ventas.



Claves de éxito



Existe una serie de puntos que toda empresa que decida comenzar su andadura en Internet debería tener presente y no olvidar para conseguir que los clientes busquen su producto y lo adquieran frente a la fuerte competencia existente en el medio digital, asegura Javier Echaleku.



1-Trabajar el análisis del modelo de negocio, determinando las necesidades que tienen los consumidores a los que nos dirigimos y la propuesta de valor con la que vamos a cubrir dichas necesidades. En este estudio, seremos capaces de conocer la forma más adecuada de comunicarnos con ellos y de hacerles llegar nuestros productos.



También deberemos fijar con un estudio previo los objetivos a conseguir en el nuevo canal. Es fundamental planificar las metas a seguir y no pensar que el único objetivo del ecommerce es vender más, “ya que se corre el riesgo de perjudicar a los otros canales de venta de la empresa”. Establecidos los objetivos, es necesario crear una estrategia clara que dependerá de las características de cada negocio y de los recursos disponibles para llevarla a cabo.



2-Elegir la plataforma tecnológica adecuada, es decir, el programa en el que se va a crear la tienda online, entre las que el desarrollador de e commerce recomienda Magento o Prestashop como “más conocidas”, aunque hay muchas otras plataformas que pueden resultar más adecuadas en función de muchos factores internos de la empresa. Infocif ofrece Catálogos de Productos adaptados a las necesidades de los distintos sectores.



3-Establecer una estrategia comercial o de marketing “no centrada únicamente en obtener visitas, sino en convertir esas entradas en la web en compras y clientes. Para ello, Javier Echaleku, señala unos puntos que no hay que olvidar y es preciso trabajar para obtener unos objetivos comerciales básicos:
 



  • Conseguir visitas, pero no a cualquier precio.
     

  • Incrementar el ratio de conversión: Relación entre el número de visitas y las que se convierten en compras. Para ello, habrá que centrase en el público al cual le pueda interesar el producto de la empresa y presentarlo de una forma atractiva y adecuada para inducir a la compra.
     

  • Aumentar la “cesta media” por compra con distintas acciones comerciales como la venta cruzada o la venta complementaria.
     

  • Incrementar la recurrencia: Tratar al cliente de la forma más adecuada para que se encuentre “a gusto” y vuelva a la página cuantas más veces mejor.
     

  • Aumentar la referenciación: Utilizar las estrategias adecuadas para para que los clientes hablen de los productos de la empresa y atraigan a nuevos usuarios con sus comentarios y “buenas experiencias”.


4-Crear un equipo que se dedique a gestionar y atender a los clientes, proveedores y estudiar los procesos internos con el objetivo de obtener una alta rentabilidad. Es imprescindible, insiste el máximo responsable de Kuombo, no olvidar que una tienda online “es un departamento más de una empresa y hay que trabajar en ella como en cualquier actividad offline”.