Naranjas, mandarinas y clementinas son sus especialidades

Saborea la Naranja de la Vieja Alquería

Josu Yuguero, un vasco afincado en Valencia se atrevió a montar un negocio típico de la ciudad del Turia: un campo de naranjas que distribuye y comercializa a sus más de cien clientes. Así nace Naranjas la Vieja Alquería. 

Comercializa con Francia y AlemaniaNaranjas, mandarinas y clementinas son sus especialidades
  • linkedin
  • google+


Por motivos personales, Josu conoce a una familia valenciana que había heredado campos de naranjas que mantenían únicamente por ser una herencia familiar. Sin ambrago, Josu vio algo más que unos simples campos. Vio su oportunidad para crear un negocio propio y cuidar la naranja para posteriormente, poder venderla.



El procedimiento fue simple, comenzó repartiéndola entre familiares, amigos y conocidos para darla a conocer, hasta que llegó un momento en que sus primeros clientes le plantearon ¿por qué esta naranja no está en el mercado?



Con esta pregunta, se dio él mismo la respuesta, creando Naranjas la Vieja Alquería. Para ello invierte 3.000 euros de capital inicial porque tenía claro que “o funcionaba el negocio a la primera o no iba a ser rentable nunca”. Asegura que no le hizo falta pedir ningún crédito, ni ayudas económicas, puesto que él se encarga de la distribución y comercialización, y la familia que conoció cuando vino a Valencia le ayuda con la producción. Son sus actuales proveedores.



Con tan solo un año de vida, explica que cada mes experimenta crecimientos mayores. Actualmente exporta a Francia y Alemania sin recibir ningún tipo de asesoramiento para ello.



Es el único empleado del negocio, pero su idea es aumentar la plantilla conforme aumente la producción. En cuanto a estrategias de marketing apuesta por el uso de las redes sociales como Facebook y Twitter. “Para ser una empresa tan joven y con pocos recursos estamos bien posicionados” explica el empresario.



Entre sus productos puedes encontrar naranjas, clementinas y mandarinas, aunque el más demandado son las naranjas. Josu insiste en que “hay que cuidar mucho a los clientes”, y por ello, personaliza mucho los pedidos. En la variedad está la diferencia.



El secreto de su éxito consiste “en coger siempre las mejores variedades y en las mejores comarcas”, añade. Eso sí, siempre y cuando ajustes el precio y ofrezcas muy buen producto.