Qué es una "landing page"

Quienes naveguéis de manera frecuente por la red es probable que al pinchar sobre un enlace que os ofrecía el producto estrella de turno hayáis ido a parar a un sitio web de una sola página donde todos los gráficos aparecían muy bien colocados, se mostraba una información directa del producto o servicio, y encima os daban la posibilidad de comprar rápidamente; y claro está que no podía faltar tampoco la imagen del típico individuo sonriendo como si fuera un comercial de VitalDent; ¿os suena? pues eso es una landing page.

Qué es una landing pageQué es una "landing page"
  • linkedin
  • google+

Siendo más técnicos podríamos decir que se trata de una técnica del marketing online donde se busca aprovechar al máximo el interés momentáneo del visitante para potenciar una acción que bien puede ser una venta o un registro.

Un método que suele dar muy buenos resultados a la hora de vender infoproductos como libros electrónicos, generar registros en un determinado portal o potenciar un servicio de suscripción telefónica (ya sabéis: “pon tu número de móvil y descárgate la app con la que podréis ganar millones haciendo...bla, bla”). Por ello, si tenéis un producto o servicio de este tipo, que dependa básicamente de los estímulos momentáneos de los visitantes, ésta es la mejor técnica que podríais utilizar. Para que os hagáis una idea viene a ser el equivalente de poner las barritas de chocolate en la caja del supermercado; ¿os hacen falta? No, pero en un momento de debilidad cogeréis el producto y se lo daréis a la cajera para que lo cobre con el resto de la compra. “Total, un euro más un euro menos...”

A la hora de hacer una landing page perfecta tenéis varias opciones, pero sabed que la esencia es que la información sea llamativa, con gráficos y una estructura que sea agradable de leer y llame la atención; de ahí que si no sois unos hachas con Photoshop lo más propio sería que contratarais los servicios de un diseñador web o que os descargarais una plantilla (las tenéis gratis, buscad en Google “landing page theme”). Pues bien, como estoy seguro que si habéis llegado hasta este punto es porque queréis aprovechar esta técnica de alguna manera u os da curiosidad, os voy a comentar cómo hacer una landing page con la que tengáis éxito:

  1. Anuncios de llamada

    Primero de todo la gente debe llegar a vuestra landing page, y para ello lo más adecuado sería realizar una campaña SEO para obtener enlaces naturales, posicionamiento y visitas orgánicas (de los buscadores). Ahora bien, estas webs no suelen tener mucho contenido, por lo que no será tarea sencilla; y por otra parte, los productos que aquí suelen venderse juegan con el parámetro de la velocidad, por lo que puede que a una empresa no le interese comenzar a generar ventas de su programa de invertir en bolsa a los dos meses de haber finalizado su desarrollo. Cabe la posibilidad de que otra empresa se les adelante. De ahí, que las campañas SEM (pagando por enlaces y recomendaciones en los buscadores y otros sitios) se conviertan en un recurso vital.

    Pues bien, a la hora de realizar estas campañas hay que tener claro cómo influir en la mente de las personas para que hagan clic y lleguen a la “guarida del lobo”, vuestra landing page. Para ello debéis recurrir a las emociones, debilidades y necesidades de los potenciales compradores.

  2. Imagen general de la landing page

    Según los interesados vayan llegando a la landing page desde los enlaces de llamada, tendrán que ver una distribución determinada con unos colores adecuados. Debéis colocar unos colores que no resulten estridentes, que relajen y que animen a la gente a leer cómodamente; lo suyo sería utilizar fondo blanco con detalles verdes (dependerá de cada caso). En cuanto a la estructura debéis ser conscientes de que según la persona que entre deberéis mostrarle de golpe la información vital junto con el elemento de acción (llamada a la acción o CTA), que bien podrá ser un botón de “Compra ahora”, “Descargar gratis” o similares.

    En cuanto a la información mostrada en ese fragmento debe destacar un título llamativo y conciso, un subtítulo que saque a relucir la principal ventaja del producto, un listado con los beneficios más llamativos y una imagen con la que podáis resumir el producto o servicio ofrecido.

  3. Pago rápido

    Si la landing page está colocada para comprar directamente un producto o servicio no mareéis a la gente con varias pantallas, comprobaciones de seguridad y demás. Debéis tener en la landing page, justo encima del botón de acción, un pequeño formulario con las opciones de pago disponibles (Paypal, Tarjetas) y los campos a rellenar necesarios para la operación (si se ha escogido tarjeta que pongan el número de tarjeta, el nombre del titular, etc.; y si es Paypal que pongan el nombre de cuenta). Deberéis tener esta parte bien preparada, hablad con un programador.

    Por cierto, no vayáis a ofrecer como medio de pago transferencia bancaria, pues tenéis muchas posibilidades de que el comprador se eche atrás.

  4. Cread sensación de seguridad

    La gente es muy insegura a la hora de pagar a través de Internet, así que poned los identificativos de la pasarela de pago que utilizáis (BancoSabadell, Santander, etc.), además de los logotipos de Visa, MC y Paypal; y muy importante, un aviso que diga que el pago es seguro al ir encriptado.

  5. Letra pequeña”

    Seamos sinceros, muchos de estos productos y servicios tienen una cara B que no vamos a mencionar en letras grandes y llamativas. Un ejemplo de ello son las landing page de las empresas que al descargar una app para el móvil lo que realmente están haciendo es meteros en una suscripción por la que pagaréis un ojo de la cara. ¿Es ilegal? No, ¿es ético? pues tampoco. Pero nunca nadie dijo que la publicidad lo fuera, pues raro es el caso donde se muestre toda la realidad.

    El asunto es que estas “partes feas” debéis aclararlas. Para ello pondréis las típicas letras pequeñas en la parte inferior de la web; o un enlace disimulado que apunte hacia las condiciones del servicio. La gente no suele leer esas cosas.

  6. Redes sociales

    Muchos comprarán el producto que estéis ofreciendo; es más, se trata de una modalidad de venta que presenta un ratio de retorno muy interesante. Ahora bien, obviamente la mayoría no lo hará; pero aún hay una forma de rascar algo: las redes sociales. Podéis invitar a que las personas os sigan en las redes sociales, ello os dará un público que está interesado en el asunto y que tarde o temprano puede acabar comprándoos algo.

  7. Pop-Up de salida

    Nunca he sido muy partidario de esta técnica, pero suele dar resultados. El sistema consistiría en mostrar un Pop-Up con una oferta, una invitación a seguimiento en redes sociales o la posibilidad de que se apunten a un boletín en el momento en el que manden la orden al explorador para abandonar el sitio. Se puede hacer, hablad con un programador web.

  8. Cookies

    Puede que una persona se salga sin comprar nada y sin inscribirse, pero de igual manera puede que con el tiempo vuelva a la web. ¿Cómo aprovechar este hecho? Metedle una cookie en el explorador, de tal manera que en el momento en el que vuelva, la web sea capaz de saber ese dato y muestre a ese usuario una oferta especial para que en esta ocasión se lo piense menos. Nuevamente hablad con un programador.

  9. Diseño responsive

    ¿Y si entran desde un móvil o tablet? Pues una web normal no se verá bien, y ello desanimará al posible comprador. Cread una versión adecuada a los móviles; lo que viene a ser un diseño “responsive”.

  10. No mintáis

    Una cosa es poner en las letras pequeñas de las que os hablaba anteriormente la parte fea del producto o servicio, y otra muy diferente es que la que se supone que es la “parte bonita” sea más falsa que una moneda de tres euros. No vayáis a poner que comprando el libro electrónico de “cómo adelgazar” tendrán 500 “recetas mágicas” y luego sólo haya 20 (sí, ya sé, un ejemplo un poco bobo, pero para entendernos basta, ¿no?). No sólo os ganaréis una mala imagen en la red, sino que además estaréis arriesgándoos a que os sancionen en adwords, en paypal y demás. Y ello sin contar con que os puedan denunciar por estafa.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.