Prepara tu PYME para una licitación pública

El pasado 28 de agosto, el Consejo de Ministros aprobó el Real Decreto por el que se modifica el Reglamento de la Ley de Contratos con las Administraciones Públicas, para facilitar el acceso a la contratación pública de pequeñas empresas y de emprendedores.

Prepararse para una licitaciónPrepara tu PYME para una licitación pública
  • linkedin
  • google+

Con esta modificación, se ha eliminado la obligación de clasificación en los contratos de servicios, se han reducido las categorías en los contratos de obra, el periodo a tener en  cuenta para acreditar la solvencia se ha ampliado etc.

Por lo tanto, la participación de PYMES y emprendedores en los concursos públicos puede ser una opción interesante para obtener más beneficios y alcanzar un prestigio en el mercado.

A continuación os damos algunos consejos para preparar vuestra empresa de cara a la participación en un concurso público:

1.- Tener la documentación preparada.

Debemos evitar perder tiempo en recopilar documentación que es prácticamente la misma para todos los concursos y que podemos tener preparada fácilmente, como la siguiente:

 

  • Acreditación de la personalidad del empresario (NIF, CIF, escritura de constitución de la sociedad, poderes etc.).
  • Certificado de estar al corriente de pago de obligaciones fiscales (declaraciones del Impuesto sobre la Renta de las Personas físicas, Impuesto sobre el Valor Añadido, Impuesto de sociedades etc.).
  • Certificaciones relativas a la Seguridad Social (certificación relativa al pago de las cuotas de autónomos, al alta en la seguridad social de los trabajadores etc.).
  • Documentación relativa a la solvencia económica (garantías que se pueden prestar etc.).
  • Documentación relativa a la solvencia técnica (proyectos similares en los que hayamos participado etc.).

2.- Establecer una oferta adecuada.

Quizás uno de los aspectos más complicados en relación a los concursos públicos sea hacer una oferta que sea económica y técnicamente atractiva para la administración y que a la vez sea rentable para nuestra empresa y técnicamente posible.

Para ello deberemos estudiar a la competencia y ver qué ofrecen y a qué precios.

3.- Tener en cuenta las garantías y la solvencia técnica y económica.

En la mayor parte de los concursos se exige una garantía que oscila entre un 5 y un 20% del valor de adjudicación. Además de cara a la solvencia técnica y económica es muy importante cotejar si nuestra empresa está preparada para afrontar el proyecto para el que queremos licitar. En este sentido hay que ser realistas y estudiar a la competencia, para ver qué ofrecen.

4.- Buscar socios.

En algunas ocasiones, cuando la administración solicita servicios muy amplios, es necesario que busquemos un socio que complemente nuestra actividad, sin perjuicio de que podamos subcontratar algún aspecto de la obra o servicio, si en las condiciones del concurso se permite.

 

5.- Conocer cómo funciona un concurso público.

Si queremos participar como licitadores en los concursos públicos es necesario conocer el funcionamiento de los citados concursos y ser ágiles en cada trámite.

Cuando la administración necesita un servicio o un producto, puede acudir al mercado para obtenerlo. Para ello determina una estimación del precio y las obligaciones que tendrán que cumplir los licitadores.

A continuación, se publica la licitación pública en un boletín oficial así como todas las condiciones necesarias para acceder a esa licitación. También puedes consultar en tiempo real todas las nuevas Licitaciones y Contratos Públicos en Infocif.

Se concede a las empresas un plazo para presentar las ofertas.

Finalmente, el organismo correspondiente evalúa las ofertas y adjudica la licitación. La empresa adjudicataria deberá presentar documentación adicional y finalmente se firmará el contrato.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.