El fracaso de los modelos existentes podría ser una de las causas

¿Por qué crear una empresa social?

El fracaso de los modelos existentes, una respuesta al contexto de crisis, un clima institucional propicio y los valores y la ética personal del emprendedor podrían ser las razones para crear una empresa social, expresadas en la Guía del Emprendedor Social, editada por la Universidad de Comillas. 

¿Por qué crear una empresa social?¿Por qué crear una empresa social?
  • linkedin
  • google+

Cinco razones para crear una empresa social

1-El fracaso de los modelos existentes: En la actualidad existe una economía centrada en la acumulación de recursos, dejando de lado aspectos importantes que tienen que ver con las personas y el bien común. Esto ha provocado que muchas miradas se vuelvan hacía un modelo económico más humano y solidario.

2-Respuesta al contexto de crisis, recortes y austeridad: El desmantelamiento progresivo del actual estado de bienestar y el traslado de la responsabilidad de cuidar de lo social a la empresa ha propiciado la aparición de nichos de negocio en los que poder ejercer una profesión y obtener un medio de vida, a la vez que hacer algo en pro de lo común.

Esto último se complementaría con una tendencia creciente del consumo responsable, que supondría la creación de valores sociales a través de productos y servicios.

3-La creación de un clima institucional propicio, que ha fomentado, apoyado y favorecido el emprendimiento, en general, y el social en particular, desde instituciones públicas y privadas creadas “ad hoc”.

A esto se une el apoyo de otras instituciones como escuelas de negocio, fundaciones y filántropos.

4- Valores y la ética personal del emprendedor. Ser un emprendedor social constituye un estilo de vida que une a la actividad profesional una forma de entender y estar en el mundo, una manera de relacionarse con él.

5- Han aparecido publicaciones influyentes como aquellas en las que el Permio Nobel de la Paz, Muhammad Yunnus da un paso más allá de los microcréditos para impulsar la idea de la empresa social, o el trabajo de David Bornstein sobre los emprendedores sociales y el poder de la innovación social para cambiar el mundo.