Pasos para reducir el riesgo de impagados

Invertir es una buena forma de hacer crecer el dinero y, ya de paso de ayudar a quienes tienen necesidades financieras puntuales. Pero, uno de los riesgos a la hora de conceder un crédito es que se produzca el impago de las partes correspondientes.

Evitar impagosPasos para reducir el riesgo de impagados
  • linkedin
  • google+

Es un temor habitual, pero, desde hace unos años, con el comienzo y la extensión de la crisis económica, el miedo a no volver a ver el dinero prestado es más real que nunca. Para quienes buscan financiación, el acceso al crédito se ha dificultado, pero para quien invierte su dinero también han aumentado los riesgos de quedarse sin él.

Contar con más garantías e información sobre la entidad prestataria no asegura al 100% los pagos, pero reduce de forma considerable las posibilidades de que el prestamista no vea devuelta la inversión.

Consejos para reducir el riesgo de impagados

Cualquier empresa que financie a otras puede reducir el riesgo a sufrir un impago tomando una serie de medidas para conocer el historial crediticio, de pago, y económico de la empresa a la que se prestará un dinero.
 

  • Realizar análisis de solvencia

​Hacer una serie de investigaciones por cuenta de la empresa prestamista es el primer paso que se debería dar antes de prestar dinero. En España es posible acceder a historiales de crédito, listas de morosos, así como a análisis  de riesgo.

Realizar estas investigaciones por cuenta de la propia empresa puede ser un trabajo lento y que lleve algo de tiempo extra, pero es una de las mayores garantías para evitar sorpresas cuando se estudian las posibilidades de invertir.
 

  • Contratar un seguro de crédito

En España aun se tiene una fuerte creencia de que contratar un seguro es “tirar dinero”, pero hablando sobre crédito, existen posibilidades de que la inversión quede en suspenso.

Tener un seguro de crédito que cubra el riesgo de impago es una medida que pocas empresas toman, pero asegura que, frente a un préstamo que no ha sido cubierto al vencimiento de las cuotas, la empresa prestamista podrá recuperar su dinero.
 

  • Tener un plan de cobros

A pesar de que con la crisis han aumentado los riesgos de impagados, son pocas las empresas que tiene un plan sobre cómo actuar desde el mismo momento en el que se valora si dar crédito o no darlo.

Cada empresa de crédito puede tener un enfoque propio, o un tipo de destinatario del préstamo, pero, como medidas generales de un plan de cobros se deberían incluir aspectos tan importantes como: documentar todo el proceso de préstamo, tener datos sobre la empresa prestataria, establecer un plan de cobros (fechas, importes, condiciones).


 

  • En plan debería incluir un método de actuación ante un impagado

Solicitar Informes de empresas es la forma más completa de reducir el riesgo de impagados. Ya se ha dicho que un análisis de la solvencia del prestatario reduce el riesgo de impagos, además, el acceso a los ficheros de impagados no es complicado. Pero, ¿Cómo se analizan esos datos y qué valor tienen a la hora de reducir impagos?

Los informes de riesgo de Infocif son una pequeña inversión que, en cambio, tiene muchos beneficios para conocer y controlar el riesgo de las operaciones comerciales. Se trata de un informe personalizado de la empresa prestataria por el cual, el prestamista puede conocer de forma completa los datos y la situación de la empresa en la que está pensado invertir, con información actualizada y fiable para valorar el riesgo de la inversión.

Estos informes de riesgo tienen una estructura en tres partes: valoración de la empresa, principales magnitudes y ratios de la empresa.

El informe de riesgo, se puede completar con un informe RAI y con un informe comercial. Con estas tres herramientas, es posible conocer la situación financiera de la empresa y, de esta forma, dirigir las inversiones hacia aquellas que tengan un historial más fiable.
 

  • Cómo actuar frente a un impago

Es normal que a una empresa le preocupe no recuperar su inversión a tiempo o en las condiciones que se indicaron al firmar en contrato, pero sigue llamando la atención la falta de un plan concreto de actuación en caso de impago.

Ante un cliente moroso, muchas empresas simplemente reaccionan contactado con el deudor para recordarle que la deuda sigue pendiente o, en algunos casos, se recurre al asesoramiento de un abogado. Muy pocas empresas son las que emplean los canales adecuados para actuar ante un impagado.

¿Cuál es el proceso a seguir?

En España existe una ley antimorosidad, que protege al prestamista, pero no son muchas las empresas que recurren a su protección cuando se encuentran con una factura descubierta. En ella se establecen medidas para el recobro, y plazos de pago.

Negociar con el deudor

Cuando quien debe dinero es un cliente “de siempre”, muchas empresas no se sienten capaces de reclamar el dinero por la vía legal y prefieren negociar directamente, puede ser una buena medida, si las condiciones son convenientes para la empresa prestamista. Pero, siempre hay que tener en cuenta que la mejor forma de luchar contra un impago es aplicando la ley.

Asesorarse por profesionales

Existen empresas especializadas en el recobro de deudas, confiar en una de ellas es una garantía extra para asegurar el cobro de la deuda y para evitar impagados.

Eso sí, hay que tener en cuenta que muchas de las empresas de recobros que funcionan en España tiene medidas que rozan la legalidad que pueden hacer que la buena imagen que la empresa ha logrado conseguir con mucho esfuerzo, se malogre por un sistema de gestión de recobros poco profesional.

La fórmula para evitar impagados

En definitiva, la mejor fórmula para evitar recobros consiste en solicitar un informe de riesgo, documentar el proceso de crédito, tener un plan de cobros por escrito y atenerse a la ley de morosidad en caso de impago.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.