Inventar es caro y costoso, innovar es sencillo y de rentabilidad inmediata

Más innovación y menos investigación

“Para salir de la crisis no hay que inventar, sino innovar”, aseguraba el fallecido Manuel Jalón Corominas, padre de la fregona e innovador compulsivo durante toda su vida.

Más innovación y menos investigaciónEcological Samsung LED Bulb es una bombilla que permite a los usuarios su control remoto a través del móvil
  • linkedin
  • google+

Pero, ¿cuál es la diferencia entre inventar e innovar? Según Jalón, la innovación, a diferencia de la investigación, necesariamente tiene que tener un beneficio y un éxito comercial, que se conseguirá mejorando un producto ya existente y no inventándolo.

Para este ingeniero aeronáutico “innovar, y tener éxito con una innovación es muy sencillo”, simplemente hay que hacer alguna modificación a un artículo ya conocido. Lo difícil es inventar, un proceso que Jalón considera caro y costoso y que genera beneficios a largo tiempo. Por lo tanto, en su opinión, lo que tenemos que hacer en esta coyuntura económica es innovar, que tiene efectos inmediatos.

Jalón fue un hombre que tuvo un enorme éxito comercial durante toda su vida, gracias a sus innovaciones, como la fregona o la jeringuilla desechable, entre otras muchas, a las que se refería como “tonterías”, por su aparente sencillez. Como dato revelador de su triunfal carrera empresarial, comentar que a los socios de Rodex - su empresa de menaje de plástico - , los cuales invirtieron inicialmente dos millones de pesetas, se les devolvió 1.000 millones

Características y oportunidades de la innovación

Como ya comentaba Jalón en líneas anteriores, la innovación consiste en mejorar un producto, sin embargo y a causa de la globalización hay que conseguir que esa innovación sea a nivel mundial. En este sentido, este logroñés comentaba el caso de IKEA, una empresa que consiguió competir a nivel mundial en un sector tan complicado como el del mueble.

Oportunidades

Aparecen grandes oportunidades, cuando aparecen nuevos materiales. En el caso de Jalón, éste se aprovechó de la aparición del plástico, ya que anteriormente todo se hacía en metal. Sin embargo, este ingeniero aconseja no reproducir exactamente los productos, sino adecuarlos a las posibilidades de cada material. Un caso contemporáneo podría ser el grafeno. Un material muy nuevo que ofrece un sinfín de oportunidades.

Nuevas oportunidades surgen también cuando se cambian o se mejoran los procesos de fabricación.

En tercer lugar, los cambios de actitudes o de hábitos sociales también provocan oportunidades. Según Jalón, hay que intentar satisfacer esos cambios. Por ejemplo, en la actualidad todo lo que suponga un ahorro, es una gran oportunidad (ahorro energético, económico …)