Hacer el producto más atractivo para vender más

“Marketing de Barrio”, una ayuda para autónomos y pymes

Los medianos y pequeños comercios, así como los autónomos no pueden cargar sus gastos generales con la contratación de profesionales de marketing, con suficiente experiencia y cualificación, para hacer su producto más atractivo y conseguir aumentar sus ventas, por eso nace “Marketing de Barrio”, que ofrece servicios de consultoría “a precios muy razonables”. 

“Marketing de Barrio”, una ayuda para autónomos y pymes “Marketing de Barrio”, una ayuda para autónomos y pymes
  • linkedin
  • google+

La situación de crisis que estamos viviendo con la fuerte reducción del consumo, el aumento de la venta online y la guerra de los precios, está llevando a las Pymes y a los autónomos a una difícil situación que, en determinados casos,  acaba con el cierre del establecimiento.

El marketing hace que un producto sea más atractivo para el consumidor, que tenga algo que lo diferencie de los demás, para poder conseguir un mayor número de ventas y “eso es sencillamente marketing”, señala Miguel Altés, socio de Estimado José Alfredo.

La razón principal por la que ha nacido “Marketing de Barrio” es que un elevado número de pequeños comercios y autónomos no pueden gastar grandes cantidades para encargar una campaña de marketing para poder competir con grandes empresas, y por eso “deseamos ayudar a estas pymes,  por un precio de 35 euros la hora, para que puedan estar a la altura de otras empresas que emplean grandes cantidades de dinero en este menester”.

Para ello, señala Miguel Altés, hemos destinado a un equipo de profesionales de contrastada experiencia en marketing aplicado en todo tipo de sectores, que realizarán junto con el comerciante, un análisis de la situación actual y propondrán en base a su conocimiento y al Know How de la agencia que lideran,  medidas correctoras o recomendaciones a llevar a cabo para conseguir mejores resultados. 

La propuesta de “Marketing de Barrio”, está centrada en analizar lo que se está haciendo en un comercio determinado y realizar un proyecto de cómo mejorar la oferta e incrementar las ventas, “ajustándonos a la capacidad de inversión que tenga el cliente. No me imagino un comercio sin marketing”, indica Altés.

Siempre es un buen momento para poner en marcha una campaña de marketing y, sobre todo, en épocas de crisis, “que es cuando más se necesita, dado que hay pocas ventas”. Defienden que, “Marketing de Barrio” es una buena opción para los pequeños comercios y los autónomos, así como una oportunidad para que puedan tener una buena dirección de marketing ajustada a sus necesidades.

Talleres de mecánica, fruterías, peluquerías y panaderías, es decir, cualquier pequeño comercio es susceptible de contratar los servicios de Marketing de Barrio. Miguel Altés, asegura que no hay muchas diferencias en el marketing que se utiliza para una gran empresa o un negocio pequeño, y que se trabaja siguiendo el mismo proceso de análisis y planificación.

En cambio, cuando se trabaja en el plan acciones es cuando se pueden generar más diferencias, en función de los objetivos que se persiguen y la capacidad de inversión que se tiene, aspecto que “nos obligará a priorizar unas acciones sobre otras”.

“Marketing de barrio” nace en la ciudad de Valencia, los responsables de Estimado José Alfredo buscan consultores del sector que quieran sacar el máximo partido a su potencial, trabajando para una pequeña gran agencia, representando en exclusiva su marca en cualquier ciudad de España, donde desarrollen su faceta profesional.