La más grande de Europa

Lidl apuesta por su plataforma logística de Alcalá de Henares con una inversión de 70 millones

Unos 70 millones de euros es la cantidad que ha invertido la cadena de supermercados Lidl en su plataforma logística localizada en Alcalá de Henares, la más grande de Europa. Esta plataforma comenzará a funcionar en el verano de 2016.

La más grande de EuropaLidl invierte unos 70 millones de euros en su nueva plataforma logística ubicada en Alcalá de Henares
  • linkedin
  • google+

Según informan desde la compañía, resultará ser un proyecto de “gran relevancia” que supondrá la reindustrialización de la antigua factoría de Electrolux. En este sentido, dará un “importante impulso” a la economía de la zona y, en definitiva, a la Comunidad de Madrid.

Este 21 de enero, la cadena de supermercados ha marcado el inicio de las obras con la colocación de la primera piedra, en un acto al que fueron convocados el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González; el alcalde de Alcalá de Henares, Javier Bello, y el director general de Expansión e Inmuebles de Lidl España, Javier Suárez.

En concreto, fue MOA BPI Group -consultoría especializada en procesos de reestructuración socialmente responsables- la encargada de culminar el proyecto de reindustrialización de la antigua fábrica de Electrolux tras la colocación de la primera piedra de este centro de Lidl.

Desde la consultoría apuntan que de esta forma “consigue materializar los compromisos de Electrolux como empresa socialmente responsable mediante un proyecto que generará un alto número de empleos en la zona".

Este proyecto conllevará la creación de empleo en la zona de Alcalá de Henares y para ello, serán los trabajadores de la antigua fábrica de electrodomésticos de Electrolux quienes tendrán preferencia para participar en los procesos de selección de Lidl. El objetivo es impulsar la economía de la zona.

Según explica Helia Téllez de Meneses, directora de Reindustrialización en MOA BPI group, esta consultoría “completa con éxito un proyecto de reindustrialización con el que se minimiza los efectos negativos de una reestructuración y se potencia la creación de nuevos puestos de trabajo. Con ello, donde inicialmente se produce un cierre de una fábrica, atraemos la implantación de un nuevo proyecto que permite revitalizar la economía de la región”.