Randstad explica que la conversión de contratos en indefinidos repunta por tercer año consecutivo

La contratación indefinida aumenta un 6,7%

La contratación indefinida representó el 9,3% del total de contrataciones realizadas en el mes de marzo de 2014, según los datos publicados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social. En el primer trimestre del año se han realizado 309.600 contratos indefinidos, una cifra que ha supuesto un incremento del 6,7% respecto al mismo periodo de 2013. 

La contratación indefinida aumenta un 6,7%La contratación indefinida aumenta un 6,7%
  • linkedin
  • google+

Randstad ha analizado los datos publicados por el Servicio Público de Empleo Estatal correspondientes al primer trimestre de los últimos siete años, es decir, de 2008 a 2014, para reflejar la evolución de los contratos convertidos en indefinidos en función de la región y el sexo del profesional.

A partir del informe elaborado por Randstad, se detecta que han aumentado los contratos convertidos en indefinidos por tercer año consecutivo. El año 2011 fue el ejercicio donde este número alcanzó su punto más bajo en el periodo analizado, con 86.600 contratos convertidos en indefinidos. En 2012 esta cifra ascendió a 96.500; 99.600 en 2013 y este año ha superado la barrera de los 100.000, para situarse en los 102.300, lo que ha supuesto un incremento del 2,7% respecto a 2013.

El número de contratos convertidos en indefinidos difiere en función del sexo del profesional. En este sentido, de los 102.300 contratos convertidos en indefinidos en lo que va de año, se aprecia que 55.000 han sido a hombres, el 54%, frente a los 47.300 realizados a mujeres. De hecho, tan solo cinco de las cincuenta provincias españolas obtienen un porcentaje superior para las mujeres que para los hombres.

Además, esta variación en función del sexo también tiene relación con el tipo de jornada que realiza el profesional. Por ejemplo, el 69% del total de contratos convertidos en indefinidos en hombres se realizan a trabajadores con jornada completa. Sin embargo, para este mismo modelo contractual, el porcentaje desciende hasta el 45% en las mujeres. Ellas consiguen convertir más contratos en indefinidos si trabajan a tiempo parcial, el 51% de sus conversiones son para estas empleadas. En hombres, el porcentaje de conversiones a trabajadores con jornada parcial se sitúa en el 29%.