Para luchar contra el fraude fiscal

La Agencia Tributaria vigilará el alquiler de apartamentos turísticos por Internet

Con el objetivo principal de luchar contra la economía sumergida, la Agencia Tributaria vigilará las acciones de 200.000 dominios de Internet relacionados con el alquiler o cesión de inmuebles a los turistas mediante el uso de las redes sociales con el objetivo de descubrir actividades fraudulentas y rentas no declaradas.

La Agencia Tributaria vigilará el alquiler de apartamentos turísticos por InternetVigilará 200.000 dominios de Internet
  • linkedin
  • google+

En aquellas empresas turísticas o particulares que no cumplen de forma regular las obligaciones fiscales se centrarán las actuaciones de Hacienda, que serán presenciales para detectar los alquileres que se produzcan de forma irregular.

Estas acciones están incluidas en el Plan de Control Tributario y Aduanero que la Agencia Tributaria ha preparado, que pondrá el foco y una especial atención en lo que se denomina “software de doble uso”.

Se trata de programas informáticos que usan ciertos negocios para esconder operaciones y manipular la contabilidad, con el objeto de falsear las declaraciones, informa Europa Press.

Este plan de control hará hincapié en los siguientes aspectos:

1-Comprobación e investigación  del fraude tributario y aduanero.

2-Control del fraude en fase recaudatoria.

3-Colaboración entre la Agencia Tributaria y las administraciones tributarias de las comunidades autónomas.

Actuaciones presenciales

La Agencia Tributaria se personará en las viviendas o firmas en las que presuma que se está actuando de manera incorrecta u ocultando algún tipo de actividad fiscal en todo el territorio nacional. Las empresas que recibirán las visitas pertenecerán a los sectores económicos que efectúan sus operaciones, de forma directa, con los consumidores finales.

Lucha antifraude

Once ejes constituyen los puntos en los que la Agencia centrará sus actuaciones:

-Economía sumergida.

-Investigación de patrimonios en el exterior.

-Planificación fiscal internacional.

-Economía digital.

-Prestación de servicios de alto valor.

-Fraude organizado en tramas del IVA.

-Control sobre obligados tributarios y sectores de actividad específica.

-Control de productos objeto de impuestos especiales.

-Control de impuestos medioambientales.

-Control aduanero.

-Prevención y represión del contrabando, narcotráfico y blanqueo de capitales.