FreeHouse, una incubadora diferente

Freehouse es una especie de incubadora única. Se trata de un proyecto en el que emprendedores ayudan a otros emprendedores, y lo hacen desde un chalet a las afueras de Oviedo, donde además de practicar el ‘coworking’ también practican el ‘coliving’.

FreeHouse, una incubadora diferenteFreeHouse, una incubadora diferente
  • linkedin
  • google+


La conocida como ‘casa de los emprendedores’ supone un espacio diseñado para acompañar a aquellos que desean emprender un nuevo negocio en cada una de las etapas del viaje, tratando de superar con éxito todos los procesos que hacen que una buena idea acabe convertida en una gran empresa.



La iniciativa ayuda a muchas personas que están dispuestas a montar su propia empresa, pero que necesitan apoyo, asesoramiento, más visiones diferentes o simplemente, compartir la vida con otros emprendedores de los que obtener perspectivas diferentes y nuevas ideas, e incluso con los que puedan a llegar nuevas sinergias.



Freehouse es por tanto algo más que una incubadora, es también un espacio de coworking y una casa para practicar el coliving, un lugar en el que poder desarrollar los proyectos propios mientras se está en constante contacto con el equipo de Freehouse y con el resto de emprendedores que pasan por esta particular casa.



Cómo surgió el proyecto



Las instalaciones de Freehouse se ofrecen de forma gratuita a todos aquellos que las necesiten, además de ofrecer el asesoramiento profesional de sus miembros. La idea surgió cuando la CEO actual de Freehouse, Marina Vidiago, necesitó resolver ciertas dudas que le asaltaron respecto al negocio familiar que regentaba dentro del sector del turismo rural.



Al consultar a Daniel Suárez, emprendedor en serie residente también de Oviedo, a Marina se le ocurrió la idea de montar un proyecto que ayudara a otros emprendedores. Así nació Freehouse, la comunidad de emprendedores que tratan de ver cómo pueden ayudar a otros en su lugar, mientras se relacionan en un entorno en el que se dedican a mucho más que a los negocios.



La empresa pasó de un entorno urbano a otro rural, situada a las afueras de Oviedo, Freehouse se constituyó como cooperativa y desde que llegara al chalet de Las Mazas, la casa ejerce como incubadora.



En Freehouse viven cuatro de sus socios, junto a dos perros y a tres gallinas. Completan la casa los inquilinos emprendedores que van y vienen hasta el chalet de Las Mazas en el que viven mientras intentan sacar adelante la idea de su vida. La comunidad suele estar integrada por un grupo aproximado de 20 personas, cada uno trabajando en lo suyo.





Cómo funciona



Los socios fundadores de Freehouse evalúan exhaustivamente los proyectos que les llegan, suelen escoger dos por año, y deciden el grado de participación que van a aportar a cada proyecto, ya sea solo cocinándolos, o asumiéndolos e incubarlos o acelerarlos, todo dependiendo del estadio en el que se encuentre el proyecto.



Cuando el proyecto acaba lanzando su producto o servicio al mercado, esta particular incubadora participa de ello con un porcentaje accionarial o ‘equity’, que suele ser del 10%.



Lo habitual es que las nuevas empresas que surgen desde Freehouse se constituyan como nuevas S.L., y nunca suelen facturar a través de la cooperativa. Desde Freehouse articulan otras cuatro vías de ingresos como la consultoría para empresas, servicio de manejo e interpretación de datos, desarrollos y diseños.



Los fundadores de Freehouse descartan todos aquellos proyectos que no les parecen interesantes, para los que resultan elegidos pautan muy bien los pasos a seguir y la implicación necesaria de cada cual. En Freehouse no pretenden ser inversores ni vivir a base del equity, lo que buscan es encontrar proyectos que valgan la pena, sacarlos adelante y cuando ya están rodando, pasar al siguiente con las mismas ganas.



No todo es crear negocios



En Freehouse hay gallinas y también un huerto. Todos los inquilinos de la casa se ocupan del cuidado de ambos, así como de las tareas diarias en la casa que se gestionan mediante Trello. Por otro lado, buscando hacer su aportación a nivel local, organizan también hackathon de programadores, jornadas de startup weekend o actividades similares.



 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.