¿Qué es el Factoring Internacional y qué ventajas tiene para tu empresa?

La estandarización de los productos, los nuevos canales de distribución y comunicación, la calidad de los servicios, la saturación de los mercados nacionales; junto con las posibilidades de crecimiento en otros mercados, son algunos de las razones que llevan a las empresas a internacionalizarse y vender sus servicios fuera de sus fronteras. 

¿Qué es el Factoring Internacional y qué ventajas tiene para tu empresa?¿Qué es el Factoring Internacional y qué ventajas tiene para tu empresa?
  • linkedin
  • google+


Cuando las empresas deciden realizar una actividad comercial fuera de sus fronteras tienen que tener en cuenta unos factores de riesgo como pueden ser los marcos mercantiles y fiscales que difieren de los nacionales, al igual que los plazos de cobro, que suelen ser más amplios que en territorio nacional.



Este tipo de factores pueden dificultar el buen desarrollo de este tipo de operaciones. Por ello, las empresas necesitan contar con liquidez para poder alcanzar el éxito en sus actividades internacionales.



Ante este tipo de situaciones, surge el Factoring Internacional, servicio que ofrece a las empresas la posibilidad de conseguir liquidez de forma inmediata descontando sus facturas por ventas que se han realizado fuera de nuestras fronteras.



Este servicio va dirigido a todas aquellas empresas con clientes fuera de España, independientemente del sector al que pertenezcan que necesitan financiar su circulante, financiando sus exportaciones.



Con el factoring Internacional, las empresas podrán adelantar el cobro de sus facturas eliminando los posibles riesgos de insolvencia del deudor. Además, las empresas se aseguran el cobro de sus ventas, captan más clientes y tienen la posibilidad de abrir nuevos mercados.



Las empresas que decidan contratar el servicio de Factoring Internacional podrán beneficiarse de importantes ventajas:



 



  • Contar con liquidez inmediata al anticipar el importe de las facturas por ventas realizadas a clientes situados en el exterior.


 



  • Aumentar la capacidad de crecimiento y la tesorería de la empresa.


 



  • Externalizar la gestión de cobro, que pasa a realizar el Import Factor.


 



  • Agilidad en la operativa.


 



  • Mejorar la estructura de balance, en el caso de grandes empresas.


 



  • Rapidez a la hora de obtener líneas de riesgo de sus clientes.


 



  • Si se elige la modalidad de Factoring sin recurso, las empresas podrán mejorar los ratios de balance ya que se contabilizaría como un cobro al contado y eliminar los posibles riesgos de insolvencias.


 



Por tanto, el Factoring Internacional se convierte en la herramienta ideal para todas aquellas empresas que exportan sus servicios a otros países y deseen financiar su circulante, adelantando el cobro de sus ventas. Además al ser una herramienta muy habitual en el mercado internacional, las empresas exportadoras proyectarán ante sus deudores una mejor imagen. 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.