Los contenidos de calidad y las palabras clave son los aspectos más valorados por Google

Estudia a tu competencia en internet para ser competitivo

Los buscadores de internet son una herramienta muy valiosa para dar a conocer una empresa, pero lo es todavía más estudiar y analizar los movimientos de las marcas de la competencia, de los cuales se puede aprender y mejorar para conseguir más clientes y vender más, indica David Luengo, responsable de Bucle. 

Estudia a tu competencia en internet para ser competitivoEstudia a tu competencia en internet para ser competitivo
  • linkedin
  • google+


Aprender de la competencia



Mucha gente comete el error de no estudiar a su competencia y, con el tiempo, se da cuenta de la gravedad de su actuación, asegura el especialista en marketing, quién aconseja que “una empresa por pequeña que sea, pyme o autónomo, debe realizar un análisis de las otras empresas de su sector que ofrecen sus mismos productos”.



Investigar a los competidores de una marca “es sano y necesario”, dada la cantidad de posibilidades interesantes que pueden aportar. Hay un elevado número de empresarios que sienten que por vigilar los movimientos de otras firmas “están haciendo algo mal o boicoteando a otros, pero sólo estás observando su quehacer diario para aprender otras formas de actuar".



No estudiar a la competencia puede llevar a una firma a “nunca saber en qué lugar se encuentra en el mercado”, lo que le impide evolucionar, mejorar, descubrir nuevas formas de ofrecer sus productos, conseguir ideas nuevas que sirvan de base para crear otras y diferenciarse de los competidores”.



Una web en internet “hay que trabajarla, posicionarla con las palabras clave, ver la posibilidad de realizar campañas, planificar una estrategia de las actuaciones que se van a llevar a cabo, introducir contenidos de calidad que aporten valor a sus seguidores, en definitiva, aportar algo diferente al resto de las empresas que actúan en la red”.



Superar a la competencia



Es muy difícil superar a la competencia, pero se puede conseguir, al menos, estar a su mismo nivel o tener una actuación ‘genial’, a lo cual se puede llegar analizando las ‘palabras clave’ que utilizan para posicionarse o sus movimientos.



Hay veces en que superar a la competencia no es posible para una pyme o autónomo por diversos factores, explica David Luengo, como que tu competidor posea un dominio muy antiguo, un vídeo con muchas reproducciones o que se trate de una empresa que cuente con un departamento de marketing propio, en el que “se dedican a posicionar la empresa durante las 24 horas del día”.



Pero, se puede llegar a competir con ellos, estudiando con detenimiento determinadas cuestiones como las palabras clave que utiliza. Para ello existe una herramienta  que se llama Semrush, que tiene una versión gratuita, más limitada que su forma de pago, pero “donde una pequeña empresa o autónomo puede ver de manera parcial las palabras clave de sus competidores”.



El procedimiento es el siguiente:



1-Entra en Semrush.



2- Escribe en el buscador la dirección web de tu competencia.



3-Verás un cuadro que dice “Palabras claves orgánicas”.



4- De forma gratuita podrás ver 10 palabras clave que utiliza tu competencia.



5- Apunta en Excel esas palabras que no conocías.



6-Si quieres conocer mejor a tus competidores, tener más datos sobre ella, conocer mejor el ranking de palabra clave, tener mayor información sobre su web, puedes darte de alta en Semrush aquí.  



Contenidos de calidad



Además de utilizar las herramientas gratuitas que ofrece la red como Google Adwords o Semrush, empresas y autónomos que no puedan “pagar a un SEO”, pueden utilizar las nuevas estrategias que está siguiendo Google, centradas en valorar en gran medida los contenidos que se ofrecen en las distintas webs.



Para elbuscador estrella” el contenido de calidad lo es todo, que aporte valor, atraiga a las personas, que los usuarios lo compartan y que se creen comentarios al respecto y tráfico. “La mejor arma de las pymes y los autónomos son los contenidos y buscar la forma de diferenciarse de la competencia”, asegura David Luengo.