Emprendimiento con más de 50: ¿Es posible?

El emprendimiento no tiene edad, ni es un sector exclusivo para jóvenes. Muchas personas de más de 50 años se plantean comenzar un negocio propio como una forma de hacer realidad un sueño y contar con unos ingresos extras. Por lo tanto, el emprendimiento con más de 50 no solo es posible, sino que es algo cada vez más difundido.

Emprendimiento con más de 50: ¿Es posible?Emprendimiento con más de 50: ¿Es posible?
  • linkedin
  • google+

Por otro lado, hay muchas personas que con 50 años se han quedado en el paro y a pesar de su experiencia y de que todavía les quedan muchos años por trabajar, no han logrado encontrar trabajo, por lo que el emprendimiento con más de 50 es una opción a considerar para trabajar.

El caso del fundador de Kentucky Fried Chicken

Uno de los casos más conocidos de emprendedor con éxito y más de 50 años es el de Harland D. Sanders que trabajó durante toda su vida como agricultor, piloto de barco, agente de seguros, bombero, gerente de una estación de servicios etc. A los 65 años cobró un cheque de 150 dólares de la Seguridad Social y comenzó a preparar pollo crujiente en un restaurante de North Corbin (Kentucky). El restaurante fue un éxito y en 1964 vendió la compañía por dos millones de dólares.

Ventajas e inconvenientes del emprendimiento con más de 50

Un emprendedor de más de 50 años tiene una serie de ventajas y desventajas respecto a una persona que inicia un proyecto más joven. Veamos cuáles son.

Ventajas

Una experiencia profesional más dilatada. Un emprendedor de más de 50 ha tenido una trayectoria profesional larga en la que probablemente ha trabajado en varias empresas y conoce bien uno o varios sectores, lo que le permitirá tomar decisiones más seguras y rápidas.

Mayor seguridad económica. Una persona que comienza a emprender con más de 50 es probable que tenga una solvencia mayor que una persona más joven, porque tendrá ahorros, propiedades, acciones, etc. Esta circunstancia le permitirá obtener financiación más fácilmente y con mejores condiciones.

Conocimiento de uno mismo y de sus capacidades. Con la edad nos vamos conociendo mejor a nosotros mismos y somos capaces de identificar nuestras fortalezas y debilidades, lo que nos aportará confianza y nos permitirá saber cuándo necesitamos ayuda y en qué aspectos.

Desventajas

Mayores cargas familiares. Por lo general, una persona de más de 50 años tiene más cargas familiares como hipotecas, gastos de manutención de la familia, etc. Este es un aspecto a tener en cuenta a la hora de emprender, pero no es un obstáculo.

Capacidad de trabajo.  Es importante recordar que iniciar un negocio o proyecto supondrá jornadas maratonianas de trabajo, que requerirán una gran capacidad de adaptación y de realización de diversas tareas.

La opinión de los demás. Es probable que, si nos decidimos a emprender con más de 50 años, muchas personas cercanas como familiares o amigos no estén de acuerdo y nos intenten disuadir.

Una buena planificación, teniendo en cuenta nuestros conocimientos y habilidades con más de 50 años pueden ser las claves básicas de un negocio de éxito y de un seguro para la jubilación.

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.