El Manchester City, un imperio económico

El equipo inglés ha pasado de ser un segundón a una referencia

El Manchester City, un imperio económicoEl Manchester City, un imperio económico
  • linkedin
  • google+

En 2012 Ferran Soriano firmó como CEO del Manchester City. El dueño del City, el jeque Mansour Bin Zayed Al Nahyan y su mano derecha Khaldoon al Mubarak, no le esperaron solo para que comandase el timón de un club que había ganado la liga inglesa después de 40 años.

El proyecto que presentó Soriano era hacer del club la primera multinacional del fútbol. Esta idea ya la intentó cuando estaba en el Fc Barcelona, pero al final todo quedó en nada. Soriano se encontró un club que había perdido 295 millones de libras esterlinas en los últimos dos años.

Se encargó, tanto en Manchester como en Nueva York,  de poner la primera piedra del que acabó siendo el City Football Group, un conglomerado empresarial que se ha creado para dar servicio de carácter global a varios clientes. Por el momento son el Manchester City, New York City Yokohama Marinos japonés, del que tienen el 20% de las acciones y son responsables de la gestión así como del Melbourne City australiano.

Además de esto, hay dos proyectos en marcha, como es la ampliación del Etihad Stadium hasta 55.000 espectadores y la construcción de la “City Football Academy” que es una moderna ciudad deportiva que ha transformado una zona abandonada de Manchester en un icono después de gastarse, eso sí, 180 millones de libras.

Un club que no debe dinero a nadie

En 2012 no era de los clubs que más ingresos generaban en el viejo continente. Cuatro años después, por el crecimiento de la marca “City” y su expansión comercial basada en 200 comerciales que están en ocho oficinas que tiene el club en todo el mundo, se obró el milagro.

Además del “boom” deportivo”, el Manchester City por primera vez en muchos años dejó de perder dinero y tuvo 10,7 millones de beneficios en la temporada 2014/1015 y 20 millones en la última temporada. Se ha visto cumplido pues, uno de los objetivos primordiales de Soriano cuando se hizo con el mando operativo del City.

El Manchester City podemos decir que ha roto esquemas. No es el capricho de un jeque árabe ni actúa solo a golpe de talonario. Ha logrado crecer en ingresos hasta ser uno de los seis clubs más ricos del mundo. Su ratio de masa salarial para el primer equipo es el 55% y estos dos últimos años como decíamos ha ganado dinero.  Es un club sin deudas.

Las cifras del City Football Group han llegado a consolidarse y atrajeron incluso a inversores potentes. Desde China en diciembre de 2015 se compraron el 13% de as acciones de la compañía por 400 millones de dólares. Esto significa que el valor del club es de 3.000 millones de dólares.

En tan solo cuatro años un club de media tabla, ha pasado a ser una de las más grandes marcas mundiales.  No todo es dinero y sí mucha cabeza y saber dónde invertir.


 

 

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.