El fútbol en medio de una economía globalizada

El mundo del balón parece suscitar nuevos intereses

El fútbol en medio de una economía globalizadaEl fútbol en medio de una economía globalizada
  • linkedin
  • google+

En los últimos años parece que estamos viviendo la entrada de China en el mundo del fútbol como una invasión económica. Los inversores han puesto sus ojos en Europa.

La aportación de capital extranjero es un fenómeno que se da en primer lugar en el fútbol profesional. Primero los capitales son locales, luego nacionales y después viene el capital internacional vía patrocinio y ahora es la fase 4.0. donde el capital proviene de grupos económicamente fuertes, tanto de países con recursos naturales como puede ser el petróleo o potencias emergentes como las asiáticas.

Es una posibilidad de posicionarse fuera del mercado propio y aquí podemos citar al Español que está en manos de un hombre de negocios chino llamado Chen Yansheng.

Aunque nos puede parecer extraño, empresas españolas como el caso del Banco Santander o el BBVA llevan a cabo operaciones parecidas fuera del país, por ejemplo, en América Latina. No tiene demasiado sentido poner puertas en un mundo globalizado como en el que vivimos, aunque si es curioso que el inversor quiera hacerlo en equipos del tamaño de algunos de segunda B al existir pocas posibilidades de retorno.

Estas operaciones tienen un peligro, desnaturalizar la relación de empatía que tienen los seguidores de un equipo de fútbol con los propietarios de su club. Igualmente, hay que respetar las condiciones de oferta y demanda a fin de no distorsionar las fuerzas en el mercado, las cuales podrían tener efectos incluso sobre la competición deportiva.

El futuro de estos inversores se antoja difícil de predecir, lo más probable es que, según muchos estén hasta que sus ligas crezcan de verdad en importancia, pero eso nadie lo sabe. El fútbol en China está recibiendo unas inversiones enormes y apoyo también del estado. En los últimos meses han marchado al país numerosos jugadores importantes, pero una cosa es hacer algunos fichajes y otra es hacer una liga potente de la nada.

Esto a día de hoy es imposible, ya que, aunque el dinero puede ayudar a fichar a algunos jugadores, otros muchos prefieren ganar algo menos, pero jugar en una liga realmente competitiva.

El miedo que hay en muchos clubes, es que cuando se vayan, dejen un socavón enorme de deudas, pero de momento es complicado saber que ocurrirá con eso. Por el momento las inversiones se han visto, en mayor o menor medida, lo que desconocemos es si realmente tendrán continuidad en el tiempo o es algo pasajero.

 

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.