Toda la organización debe estar implicada

Cuatro consejos para implantar el mentoring en tu empresa

La mayoría de los programas de mentoring que se aplican en las empresas fracasan porque los responsables no invierten los recursos ni el tiempo necesario en su implantación, al no estudiar las estrategias a seguir, conseguir la implicación de los grupos de interés afectados o la participación de la dirección, indican desde Atesora.

Cuatro consejos para implantar el mentoring en tu empresaCuatro consejos para implantar el mentoring en tu empresa
  • linkedin
  • google+

Por estas razones y para que una organización culmine con éxito la implantación de un programa de mentoring en su seno, la empresa especialista en coaching empresarial recomienda incluir en el plan cuatro ingredientes clave:

1-Determinar los objetivos y las necesidades estratégicas por los que se pone en marcha un programa de mentoring. Es necesario no escatimar en tiempo y contar e involucrar a todos los empleados que deben formar parte del proyecto, así como a los directores y gerentes.  

La participación de la dirección en los diferentes encuentros del equipo operativo es fundamental, insisten desde Atesora, dado que deben ser los responsables de la empresa los que decidan sobre la conveniencia o no de poner en marcha el programa.

2-Crear un “mapa de ruta” en el que se incluirán los hitos y elementos necesarios que servirán de indicadores para poder medir el proceso de implantación y que serán el punto de referencia de las actuaciones.

Los criterios, los contenidos que van a transmitir los mentores, el desarrollo de habilidades, la comunicación de las mejores prácticas, son aspectos que irán indicando el camino a seguir, además de permitir los ajustes que se deben ir haciendo para conseguir los objetivos propuestos.

3-Los encargados de desarrollar el proyecto de mentoring en la empresa deben estar informados tanto de su participación como de los objetivos y necesidades por los que se pone en marcha el programa de transmisión de conocimiento.

Los empleados implicados deben conocer qué entiende la empresa por mentoring, qué es un mentor, cuáles serán sus competencias, los valores o atributos que la organización desea que representen, así como sus responsabilidades en el proyecto.

4-En todo programa de mentoring debe haber un responsable que dirija su organización y desarrollo, con independencia que sea el director o el gerente de la empresa, para seguir una ‘hoja de ruta’, alcanzar el éxito en su implantación, no desviarse del objetivo ni perder los valores, cultura y política de la firma.

De igual forma, debe determinarse cuál es el papel o rol que va a desempeñar durante el proceso, el soporte que va a proporcionar a los mentores y ‘mentees’ o aprendices, así como su grado de implicación en la supervisión de los procesos.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.