Redes sociales, boca a boca y el mercado nacional claves para triunfar en el extranjero

Cómo vender productos a los españoles dispersos por el mundo

La idea de mirar hacia los clientes extranjeros es más que una moda. Sirve de salida para muchas empresas que quieren obtener beneficios con un entorno económico complejo en España. Box from Spain es una empresa que te acerca la comida española a cualquier parte del mundo. Esther García, fundadora de la empresa nos cuenta las claves para conseguir posicionar un producto como el suyo en la mente del consumidor fuera de nuestras fronteras.

Una empresa que capta clientes en el extranjero con cajas compuestas de productos españolesEl curioso caso de Box from Spain
  • linkedin
  • google+

¿Cómo se creó Box from Spain?

Somos dos socios y la empresa se crea en base a la experiencia. Mi socio Mario García estuvo viviendo fuera, concretamente en Portsmouth, al sur del Reino Unido, y yo estuve una temporada en Dublín y después me trasladé a Edimburgo. En base a esa experiencia sabemos de primera mano lo que es echar de menos los productos de aquí y por eso surge la idea de crear Box from Spain. Queríamos darle la vuelta a los típicos supermercados que ya existían pero que no cubrían la necesidad de la persona que se queda en España. Por eso le dimos la vuelta y creamos un concepto novedoso con una imagen muy cuidada y sobretodo en la que destaque el recipiente en el que va el producto.

Formasteis parte de Operación Emprende ¿cómo fue la experiencia?

Operación Emprende hizo su primera edición el año pasado y fue cuando entramos nosotros. Consiste en un casting en el que tienes que convencer a un jurado en tres minutos de que tu idea de negocio o un negocio ya implantado, convence para entrar en la Academia. Había 12 personas en el jurado formado por empresarios valencianos, y al final solo entraban 30 proyectos de los 120 que se presentaron el año pasado. La Academia consistía en 20 días con formación, y para mí, casi que aprendí más que un master que hice.

¿Cómo se consigue captar clientes en el extranjero con productos de nuestra tierra?

Intentamos en un principio dirigirnos a gente española a través de redes sociales, a través de medios de comunicación que se editan en español, sobre todo en Reino Unido, que es el país que nos resulta más fácil por el tema del idioma, puesto que Mario y yo hablamos inglés. Y a nivel nacional, nos centramos en esos familiares o amigos que se quedan aquí, que echan de menos a la persona que está fuera y que quieren tener un detalle con ellos. Es lo que mejor nos está funcionando, el regalo.

¿Y cómo os ha ido el negocio?

La verdad que bien. Llevamos 7 meses ahora en funcionamiento, cada mes es mejor que el anterior, aunque es cierto que empezar cuesta mucho. Cada mes tienes que trabajar mucho para ir avanzando, pero poco a poco y con mucho esfuerzo vamos creciendo.

¿Cuántos clientes habéis conseguido captar?

Pues depende. Por ejemplo en navidades se movió en una cifra bastante más elevada, tuvimos uno 50 o 60 envíos, pero la media mensual está entre 30 o 35 envíos. Este mes de enero, como la gente ha venido de vacaciones y se ha vuelto a ir, está siendo un poco más flojo, pero es algo también estacional. Cuando se marchen los erasmus, también lo notaremos.

¿Qué estrategia seguís para captar a esos clientes?

Yo vengo del mundo de la comunicación y la estrategia que tenemos es, primero, llegar a los clientes que están en España, que son los que pueden hablar de nosotros. Puesto que es mucho más fácil para nosotros hacerlo a nivel nacional que intentar toda Europa. Al principio, nosotros nos lo planteamos pero era una locura porque es dispersa muchísimo y los pocos recursos que tenemos hay que focalizarlos. Nuestra idea es trabajar a nivel nacional, para que desde España a través de los familiares pueda llegar a toda Europa.

¿Tenéis proyectos a la vista?

Ahora estamos intentando empezar con la venta offline. Nuestro proyecto en realidad es una caja con una imagen de España muy cuidada, y en esa caja cabe de todo, cabe comida y cualquier cosa que sea from Spain. Intentamos enfocarnos a lo offline, que puede resultarnos un poco más cómodo, enfocarlo sobre todo a turistas que se lo puedan llevar como souvenir una vez han visitado España. Empezaremos por la Comunidad Valenciana, y una vez han visita España pues que se puedan llevar Box from Spain como detalle.

Por otra parte, lo estamos intentando implantar cómo venta física en diversos puntos de Reino Unido. Estamos trabajando en ello, sería un sueño conseguirlo. Los distribuidores nos facilitan un poco la faena porque nosotros somos dos, acabamos de empezar y tampoco podemos meternos en temas así. Estamos negociando con distribuidores de Reino Unido para así después abrir tiendas de Box from Spain allí.

¿Cómo logra Box from Spain llegar a la mente del consumidor con residencia en el extranjero?

Destacaría unos cuantos, pero el principal sería habernos puesto en la piel de nuestro consumidor real, es decir, haber sentido de primera mano lo que es marcharse de tu país y echar de menos tanto los productos como la gente que dejas aquí. Así surgió Box from Spain.