Cómo saber con Infocif quién está detrás de una empresa

¿Si tuvieras que financiar a alguien, qué es lo primero que te gustaría saber, de cara a poder tomar su decisión de la forma más acertada? Muy posiblemente te vengan a la cabeza palabras como ‘ratios’, ‘cuenta de pérdidas y ganancias’ y ‘balances’. Efectivamente esto es necesario e importante analizarlo y tenerlo en cuenta antes de financiar cualquier entidad, pero no es lo único a lo que se debe prestar atención.

Cómo saber con Infocif quién está detrás de una empresaCómo saber con Infocif quién está detrás de una empresa
  • linkedin
  • google+

¿Te interesa conocer quién está detrás de esta empresa? ¿Con qué sociedades está relacionada la empresa a la que usted va a financiar? ¿Qué cambios societarios -ampliaciones/reducciones de capital, cambios en el órgano de administración- ha sufrido esta empresa? ¿Dónde está su domicilio social?

La respuesta a todas estas preguntas la puedes encontrar de forma muy sencilla en Infocif. ¿Cómo? Simplemente introduciendo la denominación social o el CIF de la empresa en cuestión. Y si lo que desea es conocer a qué empresas se encuentra vinculada una persona física simplemente necesitará su nombre y apellidos.

¿Y por que más allá de los datos financieros y económicos, es relevante toda esta información a la hora de financiar? En primer lugar porque en caso de que la sociedad financiada no responda ante su deuda, será el administrador como persona física el que responda con su patrimonio personal por los daños causados derivados de actos contrarios a la ley y frente a las obligaciones sociales debido al incumplimiento de los deberes inherentes al cargo de administrador.

En segundo lugar, para garantizar que los poderes del administrador o representante legal le obligan plenamente a la compañía a la que estamos concediendo riesgo ante el contrato que está firmando. No debemos olvidar que los administradores pueden ser únicos, mancomunados -deberán firmar conjuntamente-, o solidarios -pueden firmar indistintamente-. En caso de que sea un apoderado la persona que firma será importante constatar en la escritura de poder que los poderes que se le ha otorgado a esta persona le capacitan para firmar el tipo de contrato en cuestión.

Es importante conocer también que el administrador de la sociedad no sea un testaferro. Es de gran transcendencia saber que a quién se está concediendo riesgo es realmente quien dice ser, y que no está siendo representada por una tercera persona con fines ilícitos.

En cuarto lugar, porque si los administradores están vinculados a otras empresas que han entrado en situación de insolvencia. Si una sociedad no marcha bien, es muy probable que otras sociedades que comparten administrador no lleven un buen camino.

También porque los cambios recientes de administración, pueden llevar consigo un cambio drástico en la gestión y resultados de la compañía. Es importante saber dónde se encuentra la empresa y sus datos de contacto ya que en caso de impago podrás ir a reclamar a algún sitio y contactar con alguien.

Recuerda que para conceder riesgo es muy importante conocer en profundidad la situación financiera de la empresa, pero no habrá valorado bien el riesgo si olvida analizar otras variables no financieras que le permitirán tener un análisis mucho más completo y fiable.