Cómo impulsar la competitividad de tu empresa

La competitividad es la capacidad de competir y en el ámbito empresarial, se refiere a la capacidad que tiene una empresa u organización para obtener rentabilidad en el mercado frente a las empresas competidoras.

Cómo impulsar la competitividad de tu empresaCómo impulsar la competitividad de tu empresa
  • linkedin
  • google+

En la competitividad de una empresa influyen aspectos como la productividad, la rentabilidad, la innovación, la calidad, la diferenciación de un producto o servicio frente a la competencia, la capacidad de generar satisfacción en el cliente etc.

Formas de mejorar la competitividad de tu empresa

Existen numerosas formas de mejorar la competitividad de una empresa y la elección de cada una, dependerán del tamaño de la empresa, del sector en el que trabaje y de los objetivos que pretenda lograr. Algunos ejemplos de maneras de mejorar la competitividad pueden ser los siguientes:

Innovar. La innovación es lo que marca la diferencia entre unas empresas y otras. Hacer un producto nuevo, implantar un nuevo proceso, utilizar una tecnología innovadora, todos esos aspectos pueden hacer que nuestra empresa se convierta en atractiva para los clientes.

Dar prioridad a la satisfacción del cliente. A nuestros clientes no les basta con que nuestro producto o servicio sea bueno, sino que le tenemos que dar una excelente atención para que  vuelvan a comprar y para que recomienden nuestra marca. Por lo tanto, la satisfacción del cliente es primordial para que nuestra empresa sea competitiva.

Buscar y formalizar alianzas con otras empresas. Las empresas, en general, no están acostumbradas a buscar y formalizar alianzas con otras empresas que puedan complementar la actividad que realizan recíprocamente. Los eventos de networking pueden ser una buena ocasión para conocer a otras empresas y generar sinergias de cara a futuras colaboraciones.

Impulsar estrategias de marketing. Dar a conocer a nuestra empresa y que tenga visibilidad en internet es esencial para crear una imagen de marca competitiva. Las estrategias de marketing son esenciales en este sentido, para lograr un aumento de la competitividad de una empresa.

Satisfacción de los trabajadores. El equipo de personas que forma una empresa es la base de esa empresa, por lo que mantenerlo motivado es esencial para el aumento de la satisfacción de cada trabajador y de la competitividad. Un buen ambiente de trabajo facilita que los trabajadores se identifiquen con la filosofía de la empresa y que se instaure un sentido de pertenencia al grupo.

Analizar los productos y servicios. Cada empresa tiene sus prioridades y deberá ver qué productos o servicios de los que realiza son más competitivos. Se puede dar prioridad a la marca o al precio, según cada caso.

Búsqueda de nuevos mercados. Otra opción para que una empresa sea más competitiva es la búsqueda nuevos mercados a través de la internacionalización. Se pueden comenzar por asistir a ferias internacionales del sector en el que trabaje la empresa para comenzar a generar contactos con empresas de otros países.

Utilizar la comunicación. La manera en la que una empresa crea y lanza un mensaje, incide directamente en su competitividad. Debemos tener muy claro qué quiere transmitir nuestra marca y basar en ello la comunicación de la empresa.

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.