Cómo hacer negocios en el mundo del fútbol

El fútbol no solo requiere de los jugadores y empleados,  conocer a la competencia y tener un buen control del estrés es la clave del éxito

Cómo hacer negocios en el mundo del fútbolCómo hacer negocios en el mundo del fútbol
  • linkedin
  • google+

En el mundo del fútbol y también en el de los negocios no hay término medio o se gana o se pierde. El fútbol es más que un deporte, es un fenómeno social de primera índole y existe mucha competencia.

Vamos a darte una serie de consejos para que puedas hacer negocios con éxito en este mundillo y que también se pueden utilizar en otros sectores:

Habilidades individuales

Alimentar las destrezas: La destreza tienen un alto valor, solo debemos mirar los salarios de los mejores jugadores del mundillo. Los clubes esperan que los jugadores atraigan semana tras semana a aficionados a sus estadios, lo que hace que se incrementen las ganancias del equipo.  Esto a alto nivel se incrementa con los ingresos por televisión, el fútbol es un deporte sí, pero también es un espectáculo. El valor que tiene un jugador se mide por el rendimiento que da en el presente y también en el futuro.
Ambición: En el mundo del fútbol y de la empresa la ambición es fundamental. El éxito y la cultura que lleva aparejada debe estar presente en la mentalidad de jugadores y empleados.
Pasión: Otro aspecto fundamental si se quiere aspirar a lograr grandes metas y un activo que puede resultar muy valioso.
Estrés: Los equipos y las empresas no viven al margen del estrés que pueden generar a sus miembros. La firma en que se manejen estas situaciones, lo que hace la diferencia entre un buen jugador con un rendimiento acorde con lo que espera su club o la empresa.
La demanda: Es lo que corresponde con lo que esperamos de un jugador o un trabajador, las responsabilidades que tienen.
El control: Este elemento ayuda a determinarla influencia que el jugador o ejecutivo puede ejercer sobre la demanda existente.
Apoyo: Toda la ayuda que reciben los componentes por parte de amigos, familiares o conocidos.
Disciplina: Elemento básico de cualquier organización, tanto futbolística como empresarial, existiendo un aspecto que nos ayuda a impulsar metas como la autodisciplina.

Habilidades grupales

El Capitán: Una persona que tenga aspiraciones a dirigir una empresa o establecerse por cuenta propia tiene que saber que es muy importante tener experiencia previa en liderazgo de equipos.

Coaching: La función que hace el entrenador es preparar a los jugadores para que puean ofrecer lo mejor de sí mismos. El dirige a los que están más preparados y también a los suplentes. Lo mismo ocurre en el mundo empresarial. Los entrenadores aquí se llaman líderes, los cuales deberán potenciar las habilidades de sus trabajadores con independencia de origen, edad o situación económica.
Gestión: La gestión de personas es una de las tareas más complicadas a las que se puede enfrentar un deportista o un empresario. Hay que tener una visión global, lo que ayudará a poder tomar decisiones acertadas, que cumplirán los objetivos que marque la organización.
Selección: Las diferencias entre el fútbol y una persona en la selección estriba en el número de personas involucradas.
Competición: Es una de las ventajas más claras que tienen los equipos de fútbol frente a las empresas, donde conocen la relación con sus rivales. Las empresas tienen mejores resultados si concentran la atención en un mercado específico.

Como puedes ver las diferencias entre el mundo empresarial y el futbolístico no son tan grandes como uno pudiera pensar en primer término, la competitividad es alta, bien sea entre equipos o entre empresas.

       

 

  

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.