Cómo cobrar un precio justo por tus servicios

En el momento en que iniciamos un nuevo negocio, sobre todo si somos jóvenes y es nuestro primer proyecto emprendedor, una de las principales dudas que nos planteamos es cómo cobrar un precio justo por nuestros servicios.

Cómo cobrar un precio justo por tus serviciosCómo cobrar un precio justo por tus servicios
  • linkedin
  • google+

A veces durante esos duros comienzos se cobra muy poco o nada para lograr adquirir experiencia y poco a poco poder cobrar más. Sin embargo, nos resulta complicado establecer un precio que sea justo para el cliente, competitivo en el mercado y equilibrado para nosotros.

Toda empresa o profesional debe valorarse para que los demás lo valoren, y eso comienza entre otros aspectos con el precio de los servicios. Esto no quiere decir que establezcamos precios altos sino precios que nos compensen el trabajo a realizar.

¿Precio por servicio o por hora?

Esta es una de las principales preguntas que se va a plantear un freelance, cobrar por servicio o por hora. Ambas opciones tienes ventajas e inconvenientes como los que describimos a continuación:

Precio por servicio. El cliente ya sabe lo qué va a pagar desde el principio y el freelance también sabe lo que va a cobrar. La desventaja es que aparezcan imprevistos que no estén incluidos en el precio y haya que cobrar por separado o incluirlos en el precio inicial.

Precio por hora. Esa opción elimina el riesgo del freelance de no cubrir costes con el proyecto, pero el cliente va a solicitar un límite de horas para conocer un presupuesto total aproximado antes de comenzar y va a requerir también un control exhaustivo de las horas y de los trabajos realizados.

Los clientes no pagan solo el producto o servicio

Los clientes muchas veces piensan que pagan por un producto o servicio, pero hay mucho más detrás. Es decir, pagan por nuestra experiencia, por nuestro asesoramiento y por lo que nos diferencia de la competencia.

Esto es algo que hay deben comprender los clientes porque un servicio o producto es algo mucho más amplio de lo que parece.

Un precio más bajo no significa más o mejores clientes

Tanto los clientes como los empresarios o emprendedores piensan, en general, que un servicio caro es de mejor calidad que un servicio barato. Por ese motivo con precios más elevados lograrás transmitir a tu cliente que tu producto o servicio es de calidad y que tienen un valor.

Por otro lado, cuanto más cobramos por un servicio, más nos implicamos por lograr el resultado deseado y mayor profesionalidad transmitimos al cliente. No se trata de poner precios excesivamente elevados sino de valorar tu trabajo y hacer respetar ese valor.

Cobra en función del valor que generes

No pienses solamente en tus productos o servicios como un simple producto o servicio sino en el valor que aportan a tu cliente. Quizás gracias a tus servicios tus clientes se ahorrarán dinero, o lograrán una mayor productividad. Es decir, fíjate en el ahorro y en los beneficios que aportas a tus clientes para poner un precio.

Ten en cuenta que si cobras poco cada vez trabajarás más por obtener poco dinero y esto te frustrará. Por lo tanto, comienza a valorarte y a dar valor a tu trabajo.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.