¿Cómo aprovechar internet para tu negocio?

La presencia de una empresa en las redes sociales es obligatoria: si no se existe en Internet, es como si no hubiera tampoco presencia física de la compañía. 

marketing digital¿Cómo aprovechar internet para tu negocio?
  • linkedin
  • google+

Por ese motivo, hoy en día, todas las empresas tienen su página web y, muchas, perfiles en Facebook y Twitter. Ahora bien, no basta con estar. Las redes sociales son un espacio lleno de oportunidades que la compañía tiene que aprovechar. Por ejemplo, ¿de qué sirve tener una página web si nadie la mira? O ¿qué utilidad tiene Facebook si nadie interactúa? Desarrollaremos estos conceptos a continuación.

Cómo hacer una buena página web

La página web es el lugar donde la empresa se presenta. Por lo tanto, tiene que tener las siguientes características:
 

  • Diseño atractivo, ágil y que atraiga la atención del posible comprador: no tiene que improvisarse ni hacerse deprisa, sino que se tiene que pensar muy bien según la imagen que se quiera trasladar. Por ejemplo, si se trata de una empresa que se dedica a la venta de productos de lujo, el diseño tiene que ser sobrio, tranquilo, con tonos suaves que permitan destacar por encima de todo el producto exclusivo. En cambio, si se trata de una compañía que tiene como público objetivo un sector más joven, el diseño tiene que ser alegre, divertido y cambiante.
     
  • Incorporar elementos que permitan a la persona interaccionar con la empresa desde la propia página: es una forma de mantener su atención en la página y de recibir feedback sobre sus opiniones e intereses.
     
  • Presentación exhaustiva y detallada: en la presentación de la empresa se tiene que explicar muy bien objetivo y misión, para así dejar muy claro cuál es la filosofía de la empresa. Ésta, evidentemente, tiene que encajar con el estilo de vida o necesidades de las personas a quienes se dirige el producto o servicio. La identificación es un punto clave que permite a la empresa fidelizar a un cliente en el tiempo.
     
  • Descripción detallada de los productos con su correspondiente imagen: es vital que esta imagen sea muy buena y que se incorpore la herramienta de maximizar aquellos detalles que se quieran destacar.
     
  • Posibilidad de poder contactar con la empresa para exponer cualquier duda o pregunta: a partir de lo que el cliente expresa, se puede conocer mejor sus preferencias y adaptar el producto a sus necesidades. Además, es una fuente de resolución de problemas.

Cuando el cliente expone una queja, ésta no se tiene que menospreciar; al contrario, tiene que ser tomada muy en consideración y ser contestada con éxito lo más rápidamente posible. De este modo, se consigue un cliente satisfecho que además recomendará a la empresa a su entorno. En caso de hacer caso omiso a su reclamación, nos encontraremos con un prescriptor negativo que hará perder clientes potenciales.

Cuando una persona está satisfecha con algo, lo puede comentar a su entorno, pero en muchos casos sin mucha vehemencia. En cambio, si estamos descontentos o enfadados, se explica a todo aquél que se encuentra, hasta al vecino que nos cae mal en el ascensor. Por ese motivo, es importante no tener clientes insatisfechos y atenderlos lo mejor posible.
 

  • Posibilidad de comprar el producto desde la web: en los últimos años ha habido un gran aumento de las compras hechas desde casa por Internet. Este factor se tiene que tomar en consideración, ya que cada vez más empresas incorporan el pago a través de la web y vía mensajero envían el producto al domicilio. En este sentido, aunque sea una inversión importante, es clave tener un formato de pago seguro para que no haya problemas.
     
  • Posicionamiento en los buscadores, especialmente Google. Normalmente, las personas no miran más allá de las dos primeras páginas del buscador. Por lo tanto, estar más allá es contraproducente porque, en el fondo, es como si no se existiera. Las herramientas SEO y SEM son clave para saber cuáles son las palabras por las cuáles queremos ser buscados. Además, las empresas pagan a Google para subir puestos o que un pequeño anuncio suyo salga en un rincón de la página cuando estas palabras claves son tecleadas por alguna persona interesada.

Facebook, la gran red social

Algunas empresas, cuando entran a Facebook tienen como objetivo principal conseguir desde un primer momento un gran número de seguidores. Creen que, a más seguidores, más gente podrá llegar y más personas conocerán sus productos. Sin embargo, la realidad es diferente: no se tiene que buscar volumen, sino calidad. Es habitual ver en esta red social promociones del estilo “Si pones “Me gusta” y compartes la página entras en el sorteo de…”.

Esta actividad consigue, normalmente, un número importante de seguidores, pero nada más. Más allá, no hay ningún tipo de interés por parte del público por lo que publica la empresa. El objetivo tiene que ser conseguir muchos comentarios, que las persones realmente sientan interés por el producto.

En el muro de cualquier persona hay miles de imágenes y escritos cada día. Evidentemente, no todos son tenidos en cuenta. Para que el de la empresa lo sea, es importante ser capaz de captar la atención. Más que querer entrar en Facebook de golpe, consiguiendo muchos seguidores de golpe, se tiene que llevar una tarea de picar piedra, de poco a poco ir colgando vídeos o textos que interesen para así conseguir que la persona vea, entre todas las imágenes, la de la empresa. Por lo tanto, no creamos que una empresa tenga éxito en la red por tener muchos seguidores.

Twitter para empresas

Twitter es otra red social que está ganando seguidores día tras día. Vivimos en una sociedad de consumo rápido, de frases y lemas. Pocos son los que siguen largas parrafadas. Se valora mucho más el mensaje concreto y conciso que las largas explicaciones. En esta línea, Twitter puede ser un buen lugar dónde dar a conocer la compañía y sus ofertas, además de colgar imágenes que atraigan para que sean compartidas. Es una red social donde la sintetización es la clave y se tiene que ser muy fino al mostrar los mensajes.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.