El camino hacia la maestría está al alcance de todo el mundo

Claves para alcanzar la excelencia empresarial

Para lograr la excelencia en la empresa o en otras disciplinas muchos creen que hay que nacer con un don, pero existen expertos que defienden que llegar a ‘ser grande’ está al alcance de todo el mundo, siempre y cuando se desarrollen una serie de prácticas que te ayuden a conseguirlo, como muestra el investigador Anders Ericsson. 

¿Quieres alcanzar la excelencia empresarial? Aquí tienes las claves para conseguirloPerseverancia, esfuerzo, constancia, factores claves
  • linkedin
  • google+

Este psicólogo especializado en estudiar el rendimiento en expertos afirma que lo que antes, de forma errónea, se atribuía a características innatas -psicológicas o físicas- es más bien consecuencia de una intensa práctica durante muchos años y, recalca que, “el dominio en cualquier campo es tiempo y esfuerzo”.

Muchas personas, explica Ericsson, en uno de sus estudios sobre la excelencia son capaces de realizar un gran esfuerzo durante un periodo corto de tiempo, pero el objetivo está en fijar unas metas y mantenerlas mucho después de haber perdido la ilusión inicial y cuando ni siquiera se recuerda el motivo por el cual se comenzó la actividad.

La obtención de los resultados en cualquier empresa suele ser rápido al comienzo, pero después viene una fase de estancamiento en la que no se nota mejoría. Es entonces cuando la motivación y la obtención de resultados es menor y cuando más hay que persistir.

Claves para llegar a la excelencia

Del estudio de Anders Ericsson se extraen cinco claves que recomienda para conseguir la excelencia en la empresa o en cualquier otro campo:

1-Practicar buscando la mejora del rendimiento: el objetivo sería conseguir ser cada día un poco más y mejor. Debe ser una práctica con sentido, deliberada que no se trabaje en lo que uno ya domina, sino que se centre en mejorar y ampliar conocimientos.

2-Persevar una y otra vez: La maestría sólo se consigue a través de la repetición. No hay secretos, asegura el investigador, se necesita esfuerzo y constancia.

3-Buscar y aceptar las críticas: Conociendo los puntos débiles que existen en una empresa o producto, es posible corregirlos. Además de escuchar a los clientes o seguidores, es relevante “oir la opinión de los expertos, ya que se acelera el proceso de crecimiento”.

4-Concentrarse en áreas de mejora: para llegar a ser experto y alcanzar la excelencia, es preferible que sea en una materia que nos guste, dado el sacrificio y esfuerzo el desarrollo de la actividad conlleva. Para ser un maestro, tienes que fortalecer el eslabón más débil, “aquello que más cuesta y que peor se te da”.

5-Prepararse para un duro proceso: es más fácil conseguirlo cuando te preparas mentalmente para el camino que hay que recorrer para alcanzar los objetivos propuestos y saber que no será un proceso sencillo y “en el que puedes tener caídas de las cuales hay que levantarse y seguir”.   

El profesor concluye que cualquier persona “común y corriente” posee la capacidad de alcanzar grandes logros en su vida, pero para ello necesita realizar un intenso esfuerzo, perseverancia y dedicación.