El beneficio neto ordinario aumenta un 11,7%

BBVA gana un 54% menos por la falta de extraordinarios

El BBVA obtuvo un beneficio neto de 1.328 millones de euros en la primera mitad del año, el 53,9% menos que en el mismo periodo de 2013, debido, básicamente, a la ausencia de los elevados ingresos extraordinarios por operaciones corporativas que se anotó el año pasado.

BBVA gana un 54% menos por la falta de extraordinariosBBVA gana un 54% menos por la falta de extraordinarios
  • linkedin
  • google+

En un comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la entidad explica que si no fuera por ese efecto, las ganancias netas del periodo hubieran crecido el 11,7%, hasta los 1.544 millones.

La entidad destaca que la morosidad bajó por segundo trimestre consecutivo hasta el 6,4 %, al mismo tiempo que las coberturas de esa cartera se elevaron hasta el 62 % "por la mejora de los indicadores económicos en España".

Excluyendo la actividad inmobiliaria, la mora fue del 4,5 %, con una cobertura del 63 %, mientras que las entradas netas en impago se redujeron el 75,5 % en comparación interanual. El crédito a la clientela se redujo el 2,9 % a cierre de junio, hasta los 354.202 millones, al mismo tiempo que los depósitos de la clientela crecieron el 2,8 % y sumaron 320.796 millones.

En España, la entidad obtuvo un beneficio neto de 608 millones, un 19,7 % menos que un año antes, con una morosidad del 6,3 %, frente al 6,4 % del periodo anterior.

La entidad destaca que entre enero y junio concedió a empresas y pymes más de 43.000 millones en financiación sólo en España y captó 27.000 nuevas empresas, al mismo tiempo que el margen de intereses más comisiones se elevaba el 3,1 % frente al trimestre anterior, como reflejo de la mejora de los indicadores del país.

La exposición neta al sector inmobiliario en España bajó a 13.792 millones y acumuló una caída del 11,5 % desde finales de 2012, con unas ventas de 11.402 unidades en el periodo, el 15,6 % más. En cuanto a la solvencia, la ratio de capital de máxima calidad o "core capital" conforme a los requerimientos de Basilea III se situó en el 11,6 % a finales de junio, mejor que el 10,8 % de finales de marzo y de nuevo, "muy por encima del mínimo exigido por la nueva regulación".

Por áreas geográficas, además de los mencionados 608 millones ganados en España; en Eurasia -que incluye Turquía y China- el beneficio neto creció el 2,8 %, hasta los 362 millones. En México, principal motor de las cuentas del grupo, el beneficio neto creció un 3,2 % y sumó 900 millones.

En América del Sur, por su parte, el beneficio se redujo un 12 % y quedó en 483 millones, mientras que en Estados Unidos, el BBVA ganó 196 millones, un 3,6 % menos.

Por su parte, el Centro Corporativo del Grupo, que entre otras tareas gestiona las participaciones empresariales, registró unas pérdidas de 774 millones debido a la ausencia de los ya mencionados resultados de operaciones corporativas, como la venta del negocio de previsión de Latinoamérica (incluyendo la plusvalía por la venta de la Afore Bancomer en México y de las administradoras de fondos de pensiones en Colombia y Perú).

Entre enero y junio, el margen de intereses de BBVA se redujo un 3,6 %, hasta los 7.038 millones, al mismo tiempo que las comisiones bajaron el 12,8 % y el resultado de las operaciones financieras cayó un 12,8 %, lo que se tradujo en un margen bruto de 10.368 millones, un 4,8 % inferior.

Por último, el margen neto cayó el 4,2 %, hasta los 5.093 millones.