El límite de inversión para los micromecenas se ha fijado en 3.000 euros anuales

Así queda la regulación del ‘crowdfunding’ en España

Exponer un proyecto en Internet para conseguir financiación es un método que se ha puesto de moda. El ‘crowdfunding’ resulta muy útil para personas con iniciativa y una idea innovadora, pero el Gobierno acaba der limitar las cantidades a aportar por lo potenciales inversores.

Los inversores en ‘crowdfunding’ ven limitadas sus aportaciones con la nueva leyFinancia tu proyecto con la ayuda de la red
  • linkedin
  • google+

Viernes, 3 de octubre de 2014. El Gobierno da ‘luz verde’ al proyecto de ley de fomento de la financiación empresarial, con el que pretende limitar las cantidades de dinero captadas mediante el método de ‘crowdfunding’ o micro mecenazgo.

¿Qué es el ‘crowdfunding?

El término ‘crowdfunding’ es una forma de conseguir dinero a través de las redes sociales para financiar determinados proyectos, llegando a millones de personas, a quienes se les piden pequeñas cantidades de dinero para conseguir un objetivo. Estos usuarios de Internet se acaban convirtiendo en inversores.

Existen plataformas de ‘crowdfunding’ en las cuales las personas que desean obtener financiación, dan de alta su perfil. Entre las más conocidas destacan Indiegogo o Kickstarter. Posteriormente, los responsables de los proyectos a través de las redes sociales o por correo electrónico van informando a los posibles inversores de los pasos a seguir para aportar su colaboración.

La nueva normativa

La regulación recientemente aprobada por el Gobierno, establece una diferencia entre los inversores cualificados y los no cualificados:

1-Cualificados: Aquellos que tienen una renta anual de al menos 5.000 euros y un patrimonio de inversión de 100.000 euros, quienes contarán con "total libertad” a la hora de financiar proyectos de crowdfunding.

2- No cualificados o no acreditados, se establece el límite de 3.000 euros por proyecto y no podrán superar la cantidad de 10.000 euros anuales en el conjunto de las plataformas.

Lo que pretende el Gobierno con esta nueva normativa es regular las microinversiones, cuya gran mayoría se llevan a cabo a través de las plataformas de crowdfunding que existen en la red.

El Gobierno lo que ha hecho ahora es permitir que los inversores cualificados o profesionales no estén sujetos ninguna restricción, reinvindicación de las principales plataformas que trabajan en España como son Comunitae, The Crowd Angel, Loanbook y Socios Inversores.

¿Cómo participar?

Existen diferentes formas de participar y realizar aportaciones, con distintas opciones y distintos precios, para lo cual se establecen baremos de contribución. En ocasiones existe una contraprestación, denominada ‘recompensa’.

Las diferentes aportaciones pueden ir desde cantidades muy pequeñas hasta otras mucho más elevadas, con lo que la ‘recompensa será más o menos atractiva’. La duración de estas campañas de crowdfunding y su cuantía, será determinada por los responsables de los proyectos.