Tubenergy y Focus generan energía de manera sostenible

Aprovecha los recursos existentes y emprende sostenible

Emprender sobre recursos o instalaciones ya existentes no solo tiene sentido, sino que además resulta beneficioso para todas las partes como han demostrado Tubenergy y FOCUS, dos proyectos que generan energía de manera sostenible.

Aprovecha los recursos existentes y emprende sostenibleTubenergy
  • linkedin
  • google+

Tanto Flat Tower Ideas (Tubenergy) como Focus, fueron invitadas por la revista MIT Technology Review para presentar sus proyectos en EmTech España 2014, donde durante dos días se habló y debatió sobre tecnologías emergentes.

En el caso de Flat Tower Ideas, fue Abel Martínez, cofundador y director de la empresa, quien presentó un proyecto que se centra en generar energía a partir de la red de tuberías que recorre nuestro subsuelo.

Según explicaba Martínez, su compañía ha desarrollado unas microturbinas hidráulicas que son capaces de convertir el flujo de agua en energía, aprovechando doblemente las instalaciones ya montadas. En este sentido, Martínez aseguró que su tecnología es mucho más barata y eficiente que otras, como pueden ser las placas fotovoltaicas que suponen un mayor desembolso para los clientes.

Por otro lado, FOCUS presentó una interesante iniciativa que consigue darle un doble uso a todos los kilómetros de fibra óptica que recorren las entrañas de nuestro planeta. Según comentó Juan Diego Ania, director de conocimiento de FOCUS, actualmente en el mundo existen 15.000 millones de kilómetros de fibra óptica que sólo se están utilizando para las telecomunicaciones, pudiendo sacarle un mayor rendimiento a esta red.

FOCUS es una spin off - empresa que se desprende de un departamento o división de otra empresa o institución - surgida al alimón entre la Universidad de Alcalá y el Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) que ha conseguido transformar la fibra óptica en un sensor capaz de medir y monitorizar todo lo que ocurre en las inmediaciones del cableado.

Como describía Ania, esta tecnología se podría asemejar al sistema de sónar de los murciélagos. Éstos emiten una señal que rebota y retorna con información sobre el entorno que les rodea. Este sistema aplicado a la fibra óptica permite conocer qué está pasando en los alrededores de cualquier punto de la red, con las innumerables aplicaciones que esto supone.

Según explica Ania, su tecnología permite monitorizar conductos de gas, petróleo y agua además de detectar posibles amenazas para las instalaciones, ya que controla un amplio perímetro alrededor de éstas. También informaría de manera instantánea en caso de fuga. Asimismo, esta tecnología se podría utilizar para conocer el estado de las carreteras o de las líneas de alta tensión, por ejemplo.

Ambos proyectos se encuentran dentro del Fondo de Emprendedores de la Fundación Repsol, que mantendrá abierto el plazo de inscripción para la cuarta convocatoria hasta el 15 de noviembre.