Aprende a escuchar a tus clientes

Cada día en nuestras empresas pensamos en la forma de mejorar nuestros servicios o productos y dar lo que los clientes desean. Pero ¿Te has parado a escuchar a tus clientes y saber lo que quieren?

Aprende a escuchar a tus clientesAprende a escuchar a tus clientes
  • linkedin
  • google+

Lo primero que debes pensar a la hora de escuchar a tus clientes es la forma en la que te vas a comunicar con ellos. En función del producto o servicio al que te dediques tendrás un nicho de mercado determinado y una forma de comunicación que será la más adecuada en función de ese nicho.

Por ejemplo, si tu nicho de mercado son personas mayores, tu forma de comunicación más adecuada quizás nos sean las redes sociales, sino la radio, los periódicos en papel o la televisión. Es un ejemplo exagerado, pero es para hacernos una idea simplemente.

¿Qué significa escuchar a tus clientes?

Para aprender a escuchar a tu cliente es esencial saber qué significa escuchar, porque no solo se trata de interpretar sus palabras sino también sus gestos, sus miradas, sus pensamientos. Es decir, escuchar es ir más allá de lo que nos dicen y ver cómo nos lo están diciendo.

Nuestra empresa no debe tratar solo de dar excelencia sino de dar soluciones a los problemas de las personas y para ello es fundamental saber qué es lo que quieren y qué necesidades tienen.

Cómo escuchar a tus clientes

A continuación, te proponemos varios consejos para escuchar a tus clientes y obtener el máximo beneficio de esa escucha para tu empresa:

Utiliza las redes sociales

Si tu nicho de mercado está compuesto por personas que utilizan las redes sociales, tendrás una buena oportunidad de escuchar muy de cerca lo que comentan tus clientes. Las redes sociales tienen la ventaja de acercar mucho las empresas a los clientes, por lo que mira lo que tus clientes dicen de ti, responde, da soluciones y propón ideas.

 

 

Haz sondeos

Otra opción interesante es hacer pequeñas encuestas o sondeos entre tus clientes. Prepara preguntas sencillas y pide a tus clientes que las respondan en las redes sociales o haz un mailing en base a los datos que tengas de tus clientes.

Con los datos que recibas podrás hacerte una idea muy aproximada de cuáles son las necesidades más comunes de tus clientes, lo que te ayudará a mejorar el servicio que prestas o el producto que vendes.

Empatiza con tu cliente

Para saber lo que un cliente quiere decirnos es esencial ponernos en su lugar e intentar comprender qué piensa. Esa empatía nos facilitará el trato con el cliente y la comprensión de sus expectativas y necesidades respecto a nuestra empresa.

Haz preguntas

Además de una escucha activa de tus clientes, a veces es necesario hacer las preguntas adecuadas para conocer mejor la situación antes de sacar conclusiones. Por ejemplo, si entra un cliente en una tienda de deporte y pide unas zapatillas de deporte, la persona que le atienda lo primero que deberá preguntar es “para qué quiere las zapatillas”. En función de la respuesta a esa pregunta se van cerrando las posibilidades y podremos atender mejor la necesidad específica del cliente.

 

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.