Unos días antes de que Saeta salga a Bolsa

ACS refinancia 2.300 millones de euros de deuda

El grupo de construcción ACS está inmerso en un plan para diversificar sus fuentes de financiación y realizar desinversiones en activos no estratégicos, por lo que el próximo 12 de febrero formalizará un acuerdo por el que refinanciará  2.300 millones de euros de deuda.

ACS diversifica sus fuentes de financiación con la emisión de 2.300 euros de deudaImagen: Europa Press
  • linkedin
  • google+


Esta cifra equivale al 40% del pasivo de 5.286 millones de euros que ACS contabilizó al cierre del ejercicio 2014, y con este acuerdo extenderá a cinco años el vencimiento de esta deuda, informa Europa Press.



La empresa está inmersa en un plan de reducción de deuda y de diversificación de sus fuentes de financiación, en el que se incluyen la desinversión en activos no estratégicos y que ya viene desarrollando en los últimos años.



Estos activos no estratégicos se concretan tanto en la empresa matriz como en las filiales alemana, Hochtief y la australiana Leighton, con el objetivo de centrar sus acciones en sus negocios principales y de este modo, obtener recursos para ejecutar nuevas inversiones.



Coincidirá con la salida a Bolsa de Saeta



La firma de reestructuración de deuda coincidirá con la desinversión de uno de los activos que todavía tenía ACS pendiente de venta, como es el caso de las energías renovables.



El acuerdo se hará efectivo el 12 de febrero, unos días antes de la salida a Bolsa de Saeta el día 16. Saeta es la nueva sociedad ‘yieldco’ que ha creado para canalizar sus activos de energías renovables, con la que se ha asociado con el fondo GIP.



Con el lanzamiento de Saeta y su cotización en Bolsa, la compañía llevará a cabo una desinversión en el sector de las energías renovables.



Con esta operación, la empresa que preside Florentino Pérez conseguirá ingresos por valor de 752 millones de euros, de los que 500 millones procederán de los beneficios obtenidos por la colocación del 51% del capital de Saeta en Bolsa y, el resto, de la venta al fondo GIP.



Primera emisión de bonos



La compañía suspendió a mediados de julio de 2014 la emisión de 500 millones de euros en bonos debido a la volatilidad y la incertidumbre provocada en los mercados por la intervención del banco portugués Espirito Santo. Por esta razón, todavía tienen pendiente su primera emisión de bonos.