5 estrategias para dejar de perder clientes

Fidelizar a los clientes que ya tenemos es uno de los objetivos fundamentales de cualquier empresa, porque es más difícil captar nuevos clientes que fidelizar a los que ya lo son. Sin embargo, hay veces en que perdemos clientes y no sabemos por qué. Descubre cómo recuperarlos.

5 estrategias para dejar de perder clientes5 estrategias para dejar de perder clientes
  • linkedin
  • google+

Hoy en día con la difusión que proporcionan las redes sociales cualquier suceso puede volverse una gran bola de nieve en un momento y perjudicar a tu empresa con la pérdida de clientes. Los motivos por los que tu empresa pierde cliente pueden ser muy variados, vamos a analizar diversas estrategias para evitar la fuga de clientes.

Cuida la atención al cliente

En ocasiones las empresas tienden a centrarse en el producto o servicio que ofrecen y se olvidan en cierto modo de los clientes. A todos nos ha ocurrido que llamamos a una empresa y la persona que nos atiende nos da respuestas ya programadas sin escuchar nuestras necesidades.

En este sentido, es fundamental para no perder clientes dar una buena atención al cliente. Un cliente satisfecho y a que se le dan soluciones y no excusas es un cliente que vuelve y que te recomienda a otras personas.

Sorprende a tus clientes

A todos nos gustan las sorpresas y una buena estrategia para fidelizar a los clientes es sorprenderles y darles más de los que se esperan. Bastan pequeños gestos como regalos u ofrecer descuentos y ofertas especiales para clientes, de esta forma les darás algo diferente y es probable que quieran repetir.

Aprende a gestionar correctamente las crisis corporativas

Muchas marcas, independientemente de su tamaño, se ven envueltas en algún tipo de crisis corporativa que deriva en una fuga de clientes. Una crisis corporativa puede tener muchas causas, una mala gestión de la atención al cliente o un defecto en un producto, por ejemplo.

Si tu empresa no está preparada para gestionar una posible crisis se cometerán errores, la comunicación no será buena y la imagen de tu empresa se verá deteriorada. Para evitar esto, lo más aconsejable es tener un procedimiento para casos de crisis, designando a los responsables de la gestión y los pasos a seguir.

Selecciona a un equipo profesional

Los cambios en la plantilla de tu empresa afectan mucho a la atención al cliente y pueden llegar a suponer una fuga de clientes. Cuida las políticas de recursos humanos para que tus empleados sean fieles a la empresa y trabajen no solo por captar nuevos clientes sino por fidelizar a los que ya tienes.

Por otro lado, es esencial la formación de la plantilla y de los equipos para que trabajen cohesionados y de forma organizada. Tanto los directivos como el resto de los empleados deben estar permanentemente actualizados para prestar el mejor servicio.

Pregunta a tus clientes

Tal y como decíamos anteriormente, en ocasiones las empresas se centran en el producto y no en conocer a su cliente, esto supone un desconocimiento de lo que el cliente busca o necesita en cada momento.

Aprende a escuchar a tus clientes, haz encuestas que valoren el servicio prestado y que te orienten sobre los aspectos a mejorar.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.