• linkedin
  • google+

"Todas las entidades han trabajado mucho para mejorar sus sistemas de gestión de riesgos y de recobro, lo que también ha influido en la contención de la mora registrada en 2012", dijo García Alonso.

Cabe también destacar la caída en inversión crediticia en el sector, que registró una cantidad total5.872,6 millones de euros, un 7,86% menos que en el ejercicio anterior. En total, durante 2012 se firmaron 473.478 contratos de financiación de vehículos, unos 19.000 menos que en 2011, con un importe medio de 12.400 euros.

A pesar de que desde 2007 la inversión crediticia en el sector se ha bajado un 58,8%, García Alonso comentó que ya ha pasado "lo peor", aunque 2012 fuera una “año malo”.

Estos datos confirman según García Alonso “la tendencia de que el crédito al sector de la automoción cae hasta el 30% del peso relativo de todo el crédito al consumo, cuando hace unos años rondaba el 50%".

Por otro lado, también cayó el importe medio por operación hasta los 12.400 euros desde los 13.050 euros de 2011. García Alonso explica esta caída porque "la gente está entregando más efectivo y financiando menos. Incluso están comprando el coche pagándolo todo en cash”.